El crecimiento de la actividad del sector privado en España se aceleró en mayo a pesar de la incertidumbre política, de acuerdo con el Índice de Gestión de Compras (PMI, por su sigla en inglés) compuesto, que se situó en 55.9 puntos, frente a los 55.4 del mes anterior, registrando así su mejor lectura de los tres últimos meses, según datos de IHS Markit.

Además, el informe de Markit señala a España como la única entre las grandes economías del euro que experimentó una mejora en el mes de mayo.

De hecho, los autores de la encuesta destacaron que “España mostró el comportamiento económico más sólido en mayo”, situándose en el primer puesto de la tabla de crecimiento del índice PMI de los cuatro países principales, siendo el único país de este grupo, formado también por Alemania, Francia e Italia, cuyo ritmo de expansión mejoró en mayo.

En el caso del sector servicios, el índice de actividad de España subió en mayo a 56.4 puntos desde los 55.6 de abril, mientras que en el sector manufacturero bajó a 53.4 puntos, frente a los 54.4 del mes anterior.

“La inestabilidad política vuelve a ocupar un lugar destacado en España, pero se ha convertido en un tema recurrente en los últimos años y la economía ha demostrado ser lo suficientemente resistente como para hacer frente a la incertidumbre en el pasado”, declaró Andrew Harker, analista de IHS Markit.

En el conjunto de la zona euro, por el contrario, el crecimiento de la actividad del sector privado experimentó en mayo un retroceso, bajando hasta los 54.1 puntos desde los 55.1 de abril, su peor lectura en los últimos 18 meses, con una bajada en el sector servicios a 53.8 puntos, frente a los 54.7 de abril, mientras en el sector manufacturero de la eurozona la actividad decayó hasta 55.5 puntos desde 56.2 del mes anterior.

Entre las cuatro grandes economías del euro, España fue la que mostró un mejor comportamiento en mayo, con un PMI compuesto de 55.9 puntos, su mejor lectura en tres meses, por delante de Francia, con 54.2 puntos, su mínima en 16 meses, así como de Alemania, con 53.4 puntos, su peor lectura en 20 meses, y de Italia, con un PMI compuesto de 52.9 puntos, en línea con el dato de abril.

Crecimiento desacelera

“El ritmo del crecimiento económico de la zona euro cayó hasta su mínima de un año y medio en mayo, y se ha ralentizado continuamente desde enero, sugiriendo que la región está en camino de registrar su peor trimestre desde el 2016”, señaló Chris Williamson, economista jefe de IHS Markit, .

“La desaceleración observada desde principios de año ha sido generalizada, aunque España ha mostrado el mayor grado de capacidad de adaptación. Mientras tanto, Italia, devastada por la crisis, registró la expansión más débil de los cuatro estados miembros más importantes de la zona euro por cuarto mes consecutivo”, añadió Williamson.

En este sentido, el economista de IHS Markit advirtió que, puesto que los indicadores económicos están apuntando a la baja al mismo tiempo que la incertidumbre política se ha disparado aún más, el panorama de la zona euro “se ha oscurecido dramáticamente en comparación con el pronóstico positivo observado a principios de año”.