La llegada de Rogelio Ramírez de la O a la secretaría de Hacienda ha sido vista por las sociedades financieras populares (sofipos) como una oportunidad para encaminar la agenda con la autoridad hacia la digitalización de sus servicios.

En entrevista, David Romero Morfín, presidente de la Asociación Mexicana de Sofipos (Amsofipo), indicó que en línea con lo que han expresado otras organizaciones, el reciente anuncio de la llegada de Ramírez de la O a Hacienda, así como la propuesta de Arturo Herrera para ser gobernador del Banco de México (Banxico), es bien vista por este sector en aras de la estabilidad que requiere el país para recuperarse del impacto económico de la pandemia.

Ambos personajes, tanto (Rogelio) Ramírez de la O como (Arturo) Herrera, son personas altamente competentes, de lo mejor que tiene México para tomar la responsabilidad tanto en Hacienda como en Banxico”, acotó Romero Morfín.

En este contexto, el Presidente de la Amsofipo, que representa a 26 sofipos de 38 en operación, indicó que, si bien desde el inicio de este gobierno se planteó una agenda regulatoria, el cambio en la secretaria de Hacienda es una oportunidad para apuntalar el tema de los servicios digitales de estas entidades para atender a sus más de 4 millones de clientes.

“Es una agenda que considera los aspectos más importantes... Se busca que se fortalezca el sector para que se siga apoyando y se generen las condiciones necesarias para atender a la gente por los diferentes canales, es decir, donde la parte digital, omnicanalidad, esté más presente”, comentó Romero Morfín.

En los primeros meses de la pandemia, la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) emitió unos lineamientos temporales para que las sofipos puedan atender de manera 100% digital a su clientela, especialmente en la parte de apertura de créditos.

Sin embargo, estos lineamientos fueron temporales y hace apenas unas semanas, el regulador dio el aval definitivo a una sofipo para que pudiera abrir cuentas de depósito y otorgamiento de créditos de manera 100% digital.

Criterios, el avance

Romero Morfín detalló que, si bien en estos primeros tres años de gobierno ha habido avances regulatorios en beneficio del sector, el más importante fue el tema de los criterios contables especiales otorgados a las sofipos para que sus acreditados pudieran diferir el pago de sus préstamos lo que permitió al sector salir fortalecido.

“Creíamos que iba a ser más serio el tema, pero hoy vemos los números y tenemos un sector sólido, bien capitalizado, con mucha liquidez, que, si bien fue impactado en materia de creación de reservas adicionales, al corte tenemos un sector bien parado, robusto para apoyar el crecimiento del país”, acotó.

El presidente de Amsofipo puntualizó que varias sofipos ya han comenzado a estabilizar sus balances y dar por terminado el tema de los criterios contables especiales. Apenas, hace algunos días, la sofipo Crediclub anunció que, a partir del 30 de abril de este año, sus estados financieros no incluyen ninguna partida registrada por estos criterios.

Romero Morfín indicó que, al captar recursos del público, las sofipos se vuelven jugadores importantes en la intermediación del país, al poder financiar con tasas preferentes a un sector de la población que es desatendida por otros jugadores.

fernando.g@eleconomista.mx