La Comisión de Hacienda y Crédito Público de la Cámara de Diputados aprobó en lo general y particular el proyecto de dictamen de la Ley de Ingresos de la Federación para el 2020 y se espera se discuta en el pleno más tarde.

 Con 10 votos a favor, cuatro en contra y cero abstenciones, la Comisión de Hacienda aprobó en menos de 10 minutos el dictamen con las modificaciones de ingresos que se propusieron el 8 de septiembre pasado en la entrega del Paquete Económico 2020.

El dictamen prevé 6,981.2 millones de pesos adicionales a los que propuso el Ejecutivo Federal en septiembre pasado.

Los recursos extras provendrán de cobrar a los productores campesinos por el uso del agua, así como la eliminación de un estímulo fiscal para el transporte.

En el primer caso, la modificación se hizo en la Ley de Derechos, en la cual se eliminó la exención que tenían la industria pecuaria y agropecuaria por el uso del agua. En total, abonarían al erario 585 millones de pesos.

Patricia Terrazas, presidenta de la Comisión de Hacienda, consideró que la cantidad no significa un gran incremento en los ingresos, pero puede haber una desestabilización importante, sobre todo incertidumbre en la inversión en todo el sector productivo primario. 

En cuanto a las modificaciones en el ISR, se pretende eliminar un estímulo fiscal al diésel utilizado en transporte, lo que generaría ingresos por 6,396 millones de pesos. 

“El cambio fundamental de la carátula de la ley fue cobrarle más derechos al campo y eliminar algunos estímulos al tema del diésel que va a incrementar lo que tienen que pagar algunos contribuyentes”, aseveró Fernando Galindo, de la bancada del PRI.

Con estas modificaciones, los ingresos serían por 6 billones 103,317 millones de pesos en el 2020, apenas 0.11% mayores a los que propuso la Secretaría de Hacienda y Crédito Público en su iniciativa. 

Se espera que el dictamen se discuta en el pleno durante la tarde de este viernes. Los diputados tienen hasta el 20 de octubre para aprobar la Ley de Ingresos y turnarla al Senado de la República.

Critican optimismo en marco macro

El diputado perredista Antonio Ortega comentó que su voto para el dictamen de la LIF 2020 será en contra debido que los criterios económicos no son acordes a la realidad que se vive en el mundo y en el país, como la plataforma petrolera de 1.95 millones de barriles diarios.

“Pemex no tiene la capacidad técnica ni los recursos para los trabajos de exploración que quieren hacer; además no le da para alcanzar una plataforma así”.

Tampoco considera que sea viable el precio de la mezcla mexicana de 49 dólares el barril como se contempla en el marco macroeconómico de los Criterios Generales de Política Económica 2020.

“Cada dólar que baje el precio del barril significa una baja del ingreso de 13,600 millones de dólares; en estas dos variables estamos calculando que son alrededor de 30,000 millones de dólares, que son cerca de 600,000 millones de pesos que no van a llegar a las finanzas públicas”.

Fernando Galindo comentó que en la discusión que se dé en el pleno presentará sus reservas “creemos que las variables macro están muy optimista como el PIB y la plataforma petrolera”.

Detalló que al tener un PIB muy optimista se sobrestiman los ingresos, pero si no se cumple la meta de ingresos, se tendrán que volver a utilizar los recursos del Fondo de Estabilización de Ingresos Presupuestarios (FEIP).

“Ello implicaría aumentar el endeudamiento del gobierno porque estás utilizando recursos para gasto recurrente y no para inversión, entonces vas a meter al gasto en una trayectoria no acorde a los ingresos, es lo que las calificadoras están observando”.

 Coincidió en que la plataforma de petróleo es muy elevada, pues por muchos años Pemex no ha registrado un nivel de producción tan alto como se prevé para 2020.

abr