El número de ricos en México; aumenta según BBVA Bancomer, la banca patrimonial y privada ha crecido en los últimos cinco años a un ritmo de 15% anual.

A pesar de las crisis recurrentes, estos segmentos han logrado mantenerse a niveles superiores a los internacionales de 5.5 por ciento.

En entrevista, el director de Banca Patrimonial y Privada de BBVA, Javier Diez Jenkins, dijo que para este año se espera lograr un crecimiento de 18 o 19 por ciento.

En la banca patrimonial y privada mantenemos 30,000 inversionistas a nivel nacional, tenemos 56 oficinas, 17 de ellas tienen banqueros privados y mantenemos 350,000 millones de pesos de activos en custodia , enfatizó.

Para ser un cliente patrimonial, se requieren manejar fondos de entre 150,000 y 1 millón de dólares, mientras que en la banca privada los usuarios deben mantener activos por más de 1 millón de dólares. BBVA Bancomer concentra 40% de la cuota total del mercado nacional, le siguen Banamex y Santander.

A la pregunta de cómo se puede entender que en un país como México, con tantas desigualdades sociales, la banca dedicada a los ricos cada vez tenga una mayor demanda, Diez Jenkins, dijo: La experiencia en la banca patrimonial y privada se basa en los servicios que podemos proveer, todo mundo tiene una necesidad de invertir, de pedir prestado, independientemente del monto del patrimonio, todo mundo tiene necesidades financieras .

Nuevos fondos de inversión

Adelantó que en el segundo semestre de este año, BBVA Bancomer lanzará al mercado nuevos fondos de inversión, como el NASDAQ y los commodities en hierro, petróleo y metales. Vamos a traer el mundo a la mesa del inversionista mexicano, no necesita ir a Europa, Estados Unidos o América Latina , dijo.

No se trata de vender recetas mágicas o empujar productos sin tener un conocimiento hacemos trajes a la medida , enfatizó.

De acuerdo con Diez Jenkins, la percepción de confianza entre los ahorradores ha ido a la alza. Esto se debe en parte a las posibilidades de inversión que existen hoy en día y a la transparencia fiscal, pero sobre todo a la solidez que ha demostrado la banca mexicana en los dos últimos años de crisis, al no requerir de intervenciones o subsidios del gobierno federal.

La tendencia mundial es que los nacionales saquen menos dinero de sus países. Sin embargo, esta situación no va a desaparecer.

Lo anterior, dijo, porque hay quienes prefieren dedicar parte de sus recursos a monedas como el euro o el dólar, debido a sus negocios, a sus constantes viajes o porque sus hijos estudian en el extranjero y prefieren tener una cobertura en monedas extranjeras.

Al mencionar que el temor y la parálisis tocó fondo, dijo que la economía mexicana ya está saliendo de la crisis y las empresas en lugar de pensar en bajar costos, están iniciando proyectos de inversión como Chedraui, Cemex o ICA.

[email protected]