La confianza de los consumidores de Estados Unidos se disparó en agosto, para sorpresa de los analistas, y alcanzó su nivel más alto desde octubre del 2000, informó el martes la sociedad The Conference Board.

El índice de confianza se situó en 133.4 después de haber subido 5.5 puntos respecto al nivel de julio, que fue revisado al alza. Los analistas esperaban un ligera caída de la confianza del consumidor (-1.4 puntos).

“La confianza del consumidor alcanzó su nivel más alto desde octubre del 2000, después de una modesta mejoría en julio”, dijo Lynn Franco, directora de Indicadores Económicos de Conference Board.

“La evaluación del consumidor de las condiciones actuales de las empresas y del mercado laboral ha mejorado aún más. Las expectativas, que disminuyeron en junio y julio, se recuperaron en agosto y continúan sugiriendo un fuerte crecimiento económico para el resto del 2018”, agregó la economista.

“En general, estos niveles de confianza históricamente altos deberían seguir respaldando el gasto de los consumidores en el corto plazo”, indicó The Conference Board.

El Producto Interno Bruto de Estados Unidos en el segundo trimestre creció a un ritmo anualizado de 4.1%, el más alto en cuatro años, según la primera estimación del gobierno. La segunda estimación se dará a conocer hoy.

El porcentaje de consumidores encuestados que esperan que las condiciones comerciales mejoren nuevamente durante los próximos seis meses ha aumentado de 22.9 a 24.3%, pero aquellos que esperan que se deterioren aumentaron ligeramente de 10.3 a 10.5 por ciento.

Viviendas, más caras

En lo que respecta a los precios de las viviendas en Estados Unidos, éstas registraron un aumento anual en junio de 6.2% en comparación al mismo mes del 2017, destacó el índice Case-Shiller, emitido este martes por la unidad de análisis de la calificadora Standard & Poor’s (S&P).

El alza de junio sucedió luego de un aumento de 6.4% anual durante mayo. Las Vegas, Seattle y San Francisco fueron las ciudades con los mayores aumentos anuales en junio entre las 20 principales zonas urbanas de Estados Unidos.

Medidos mensualmente, los precios en junio registraron un avance de 0.8% en junio con respecto a mayo. De las 20 ciudades, 19 registraron incrementos en sus precios en junio comparados con el mes anterior.

“Los precios de las viviendas continúan aumentando en Estados Unidos. Sin embargo, incluso mientras los precios de la vivienda siguen subiendo, vemos señales de que el crecimiento está disminuyendo en el mercado de la vivienda”, explicó David Blitzer, director del comité de índices de S&P.

Blitzer indicó que el noreste y el medio oeste están viendo incrementos menores en el precio de la vivienda que el resto del país. Washington, Chicago y Nueva York mostraron los tres menores aumentos de precios anuales entre las 20 mayores ciudades, refirió Blitzer.