El crecimiento económico de China probablemente se desacelerará a 5.2% en el 2022, antes de estabilizarse en el 2023, según mostró un sondeo de Reuters, a medida que el banco central avanza con un ciclo de relajamiento de su política monetaria para evitar una rezago más pronunciado de la actividad.

El crecimiento estimado para el 2022 sería inferior a 5.5% que analistas proyectaron en un sondeo de Reuters en octubre, lo que subraya los obstáculos para la segunda mayor economía del mundo debido a la crisis del sector inmobiliario, medidas enérgicas contra la deuda, políticas severas contra la contaminación y un estricto programa para detener la propagación del Covid-19, aspectos que han golpeado el consumo.

El Producto Interno Bruto (PIB) probablemente se expandió 8.0% en el 2021, de acuerdo con las previsiones de 62 economistas encuestados por Reuters, por debajo del 8.2% calculado en el sondeo de octubre, pero de todas formas se trataría del crecimiento anual más elevado en una década.

Analistas atribuyen la sólida expansión del 2021 en parte a la baja base de comparación del 2020, cuando la economía se vio sacudida por el Covid-19.

Pero el impulso se enfrió notablemente en el transcurso del año pasado. El PIB en el cuarto trimestre probablemente creció 3.6% respecto al año anterior, lo que sería el ritmo más débil desde el segundo trimestre del 2020, desacelerándose desde 4.9% en julio-septiembre, mostró el sondeo.

El gobierno chino debe publicar los datos del PIB del 2021, junto con los datos de actividad de diciembre, el 17 de enero.

Los líderes chinos han prometido más apoyo para la economía en desaceleración, que enfrenta un nuevo desafío ante la propagación de la variante Ómicron.

Dado que se espera que el nuevo año comience con una nota débil, el Banco Popular de China (PBOC) está listo para revelar más medidas de relajamiento, aunque probablemente favorecerá la inyección de más efectivo en la economía en lugar de reducir las tasas de interés de manera demasiado agresiva, según dijeron expertos y economistas.

Analistas esperan que el PBOC recorte las tasas en 5 puntos base en el primer trimestre.