BOAO.- China mantendrá su política monetaria prudente y fiscal proactiva este año para alcanzar un crecimiento económico estable y relativamente acelerado, dijo el martes un importante funcionario de la principal agencia de planificación del país.

Zhang Xiaoqiang, vicepresidente de la Comisión Nacional de Desarrollo y Reforma, dijo que la economía de China podría haber crecido 8.4% en el primer trimestre respecto a igual periodo del año pasado, de acuerdo a cifras iniciales de una "agencia de investigación relacionada".

Tomará un gran esfuerzo alcanzar la meta anual de crecimiento económico al adoptar una política monetaria prudente y una política fiscal proactiva este año", afirmó Zhang en un discurso ante el Foro Boao en isla tropical china de Hainan.

China ha reducido su meta de crecimiento anual a 7.5% este año, un ritmo que el Gobierno espera que dé espacio para llevar a cabo reformas estructurales.

La cifra del primer trimestre citada por Zhang estaba bastante en línea con las estimaciones de economistas privados. La Oficina Nacional de Estadísticas tiene previsto divulgar la cifra oficial de crecimiento en el primer trimestre el 13 de abril.

Ting Lu, economista para China de Bank of America/Merrill Lynch en Hong Kong, espera que el crecimiento anual del PIB de China en el primer trimestre será del 8.3-8.4%, por debajo del 8.9% del trimestre anterior y el quinto trimestre consecutivo de desaceleración.

"Creo que el crecimiento tocará fondo en el primer trimestre, pero es poco probable un brusco repunte en los siguientes trimestres", dijo Lu a Reuters en un aparte del foro.

El debilitamiento de la expansión fue ocasionado por el impacto de la crisis de deuda europea, que dañó las exportaciones de China, y el efecto rezagado del endurecimiento de la política del banco central, añadió.

Lu cree que la economía está en camino de crecer 8.6% en el 2012, mientras que el banco central podría aliviar su política aunque todavía mantenga una postura prudente.

Los analistas esperan que el banco central siga reduciendo el encaje, es decir, el monto de efectivo que los prestamistas comerciales deben mantener como reservas para acelerar la expansión del crédito, pero las probabilidades de una rebaja en el corto plazo en las tasas de interés se mantienen limitadas.

Zhang agregó que China daría más énfasis a la expansión del consumo interno.

China también podría impulsar la cooperación con sus vecinos de Asia a través de distintos medios, por ejemplo alentar a sus empresas locales a hacer más inversiones en la región, agregó Zhang.

El jefe del banco central chino dijo que Pekín podría flexibilizar las normas de inversión extranjera para inversionistas privados, a menos de una semana de que el Gobierno diera su bendición a un plan piloto de reformas financieras en una ciudad costera.

apr