Washington.- El mexicano Agustín Carstens y la francesa Christine Lagarde poseen casi las mismas capacidades para dirigir el Fondo Monetario Internacional (FMI), según resultados iniciales de un sondeo externo en torno al proceso de selección.

El sondeo preparado por el Centro para el Desarrollo Global (CGD) mostró que tanto Carstens como Lagarde, los únicos dos aspirantes a suceder a Dominique Strauss Kahn como director gerente, son candidatos aceptables.

Los dos lograron calificaciones de excelente en cinco de los seis indicadores presentados para evaluar el perfil de 15 aspirantes, en una lista que incluye a figuras notables que declinaron ser considerados y otros con remotas posibilidades.

Lagarde recibió una calificación de 'buena' en la categoría de experiencia en organizaciones internacionales, en tanto que Carstens fue considerado 'bueno' en la categoría de experiencia gerencial.

Lagarde, actual ministra de Finanzas de Francia, desarrolló gran parte de su carrera como abogada corporativa en Estados Unidos, donde fue parte de la Junta de Directores de la firma Baker & McKenzie.

Carstens, quien es gobernador del Banco de México, ha servido en diversas áreas en el gobierno de México en las ultimas tres décadas, tanto en el Banco de México como en la Secretaría de Hacienda.

De 2003 a 2006, Carstens se desempeño como subdirector gerente del FMI durante las gestiones del alemán Horst Kohler, primero, y después con el español Rodrigo Rato.

El sondeo fue divulgado en momentos en que Lagarde lleva a cabo una intensa gira internacional de proselitismo en busca de adhesiones a su candidatura, respaldada hasta ahora por Gran Bretaña, Alemania y Holanda.

El sondeo dejó en claro la postura generalizada de que el proceso de selección debe ser abierto, transparente y competitivo y sobre una base de mérito, y no de nacionalidad.

Desde su fundación en 1944, el FMI ha sido presidido por un nacional de Europa, en tanto que un estadunidense ha dirigido el Banco Mundial, bajo una regla no escrita, a la que las economías emergentes buscan poner fin.

apr