La Comisión Europea presentó este miércoles una serie de medidas para ubicar al bloque en la "vanguardia" de la inteligencia artificial, entre ellas fomentar la inversión en la Unión Europea (UE) y aumentar la formación en competencias digitales.

"Al igual que hicieron la máquina de vapor y la electricidad en el pasado, la inteligencia artificial (IA) está transformando el mundo" y plantea "nuevos retos" a Europa, dijo en rueda de prensa el vicepresidente de la Comisión, Andrus Ansip, durante la presentación de las medidas.

Bruselas estima que los gobiernos nacionales y el sector privado deben incrementar la inversión en investigación e innovación en este sector en "al menos 20,000 millones de euros de aquí a finales del 2020", indicó en un comunicado el ejecutivo comunitario, que se compromete a aportar 1,500 millones.

En el punto de mira de los europeos está "la feroz competencia internacional", que exige una "actuación coordinada" en el bloque. Su objetivo es alcanzar a Estados Unidos y China, que en el 2017 anunció un plan de inversión pública de 18,000 millones de euros (22,000 millones de dólares) de aquí al 2020.

El ejecutivo comunitario también se propone facilitar la puesta en común de los datos, a menudo materia prima de las tecnologías vinculadas a la IA, mediante la revisión de una directiva sobre los datos recabados en el sector público.

Para enfrentar los cambios sociales y económicos originados con la inteligencia artificial, Bruselas se propone también "facilitar las transiciones en el mercado laboral", así como aumentar el apoyo a la formación en competencias digitales avanzadas en el próximo presupuesto plurianual (2021-2027) de la UE.

La Comisión presentará también para fines del 2018 reglas éticas sobre el desarrollo de la IA.