Río de Janeiro.- Brasil anunció este jueves que liberará 83,000 millones de reales (20,000 millones de dólares) para aumentar la oferta de crédito en el país por medio de los bancos públicos, a fin de reactivar sectores económicos duramente impactados por la crisis.

NOTICIA: Recesión brasileña ayudará a frenar la inflación: Tombini

En un acto en el que participaron la presidenta Dilma Rousseff, varios de sus ministros y actores sociales como empresarios y líderes sindicales, el titular de Hacienda, Nelson Barbosa, anunció que pretende aprobar medidas para aumentar la oferta de crédito por medio de instituciones de crédito públicas.

NOTICIA: Brasil y Argentina buscan liberar el comercio automotriz

Cerca de un centenar de líderes destacados brasileños –desde economistas y empresarios a actores- participan este jueves en el Consejo Nacional de Desarrollo Económico y Social, el llamado ‘Conselhao’ en Brasil, que congrega a figuras clave de la sociedad para encontrar soluciones a la crisis que azota al país.

En el acto, la presidenta brasileña destacó la excepcionalidad del momento que vive el país, en referencia a la dura recesión, y dijo estar dispuesta encarecidamente a iniciar un diálogo para tomar medidas a corto, medio y largo plazo.

NOTICIA: Desempleo en Brasil cierra el 2015 en 6.8%

Hicimos en 2015 un ajuste fiscal de dimensión inédita en nuestra historia. Sabemos que queda mucho por hacer. Hay que hacer reformas públicas que garanticen la sustentabilidad de las finanzas públicas , dijo la presidenta, que pide desde hace meses al Legislativo que apruebe nuevos impuestos para equilibrar las cuentas.

Brasil presentó este jueves un déficit primario récord en sus cuentas de 2015 por valor de 28,000 millones de dólares correspondientes al Gobierno central, como consecuencia de la caída de la recaudación vinculada a la recesión económica, que se situó en torno al 4% el año pasado y debe superar el 3% este año

mac