Los esfuerzos de las autoridades europeas para restablecer la confianza en la región, alejando los temores de una desintegración y sumando esfuerzos de política monetaria para ello ayudaron a que las principales plazas bursátiles se enfilen a cerrar el año con un sesgo alcista, aunque los riesgos seguirán presentes en el 2013.

Hasta el viernes pasado, el principal índice bursátil de la zona euro, el Stoxx 600, acumulaba un rendimiento de 15%, casi el doble del acumulado hasta el momento por el principal índice estadounidense, el Dow Jones.

El tema que predominó a lo largo del 2012 en los mercados financieros fue Europa, consideró Patricia Berry, directora de Análisis de Intercam.

El temor de la salida de Grecia de la unión monetaria y de que no obtuviera los recursos para afrontar sus obligaciones, junto con un elevado nerviosismo en torno de España e Italia fueron los principales detonantes de la volatilidad que vivieron los mercados a lo largo del año, coincidió Berry con otros analistas.

Pero pese a la elevada volatilidad, los mercados no tuvieron un mal desempeño a lo largo del año y es que, aunque con una lentitud a veces dolorosa, las autoridades fueron avanzando , agregó.

El Ibex-35, principal índice bursátil de la Bolsa de Madrid, fue uno de los perdedores de la región a lo largo del 2012, al acumular hasta el viernes pasado un retroceso de 3.2 por ciento. En tanto, los índices de Grecia e Italia acumulan un avance de 31.8% y el FTSE MIB italiano, 8.3 por ciento.

De acuerdo con Banorte-Ixe, el anuncio del Banco Central Europeo (BCE) de una posible intervención en el mercado de deuda soberana bastó para que la presión sobre los bonos españoles e italianos disminuyera significativamente .

El diferencial de la tasa de interés de referencia de España contra el bund alemán, la prima de riesgo, cerró el viernes pasado en 388 puntos base, apenas 55 puntos base por encima del cierre del 2011, aunque a lo largo del año alcanzó máximos históricos sobre los 638 puntos.

En Italia, la prima de riesgo se ubica en 310 puntos base, esto es 218 puntos por debajo de los 528 en que cerró el 2011. El diferencial alcanzó niveles máximos de 536 puntos a mediados de julio.

Pero los problemas en Europa están lejos de haber sido resueltos y el panorama parece complicarse. Muchos de los riesgos para el entorno económico prevalecen en Europa por los elevados e insostenibles déficit en un entorno de recesión , comentó Mario Correa, economista en jefe de Scotiabank.

Si bien los principales focos de atención se mantienen en España e Italia, esperando que el primero solicite un rescate para el gobierno, Correa alertó sobre Francia y Alemania, países que no están logrando un ritmo de crecimiento importante .

A lo largo de este año, el índice bursátil alemán DAX ha tenido uno de los mejores rendimientos a nivel mundial al acumular un avance de 30 por ciento. En tanto, en Francia el índice CAC 40 presenta un alza 16 por ciento.

Hacia el 2013, Banorte-Ixe espera que el riesgo en los mercados sea intermitente y derivado de eventos específicos , como lo son la inhabilidad de los países para llegar a sus objetivos fiscales en especial en Portugal, así como las elecciones en Alemania e Italia, y el resurgimiento de problemas en Francia.

[email protected]