China debería plantearse la posibilidad de reducir las tasas de interés de referencia para los depósitos, dijo un asesor del Banco Central de la República de China, tras el momento crítico en el que la epidemia de coronavirus, que se extiende rápidamente, tiene registro de más de 900 personas fallecidas y está causando problemas a las empresas, en particular a las más pequeñas.

“Las pérdidas causadas por la epidemia pueden superar la imaginación”, sostuvo Ma Jun en declaraciones emitidas el viernes y publicadas este lunes en el China Wealth Management 50 Forum, la cuenta oficial de WeChat de un grupo de académicos expertos.

El asesor agregó que el banco central podría reducir de manera apropiada las tasas de depósito de referencia con el fin de dejar espacio para que los bancos comerciales reduzcan las tasas de interés de los préstamos y que las empresas puedan superar las dificultades.

“Deberíamos establecer un mecanismo de reparto de pérdidas para las partes interesadas, con el fin de evitar una concentración excesiva de pérdidas en las pequeñas y medianas empresas, que podría conducir a un grave desempleo e inestabilidad social”, argumentó Ma Jun.

Se espera que la propagación del coronavirus en la segunda economía más grande del mundo tenga un impacto devastador en el crecimiento del primer trimestre.

Jun mencionó que el banco central podría reducir las tasas de depósito de referencia para crear más espacio y que los bancos comerciales reduzcan las tasas de préstamos para que las empresas superen las condiciones en las que se encuentran.

“Los bancos deberían brindar ayuda para aliviar la carga de la deuda de las empresas en industrias específicas afectadas por las consecuencias del virus y reducir las tasas de interés para ellos”, dijo.

Desde principios del 2018, el banco central ha recortado repetidamente los coeficientes de reserva (RRR) de los bancos para estimular los préstamos bancarios. En agosto redujo su nueva tasa de interés de referencia, la tasa preferencial de préstamos (LPR), a 4.15 por ciento.

El banco central ha mantenido sus tasas de depósito de referencia sin cambios desde octubre del 2015. La tasa de depósito de referencia de un año ahora es de 1.5 por ciento.

Jun declaró que el gobierno también debería elevar su índice de déficit presupuestario, aumentar la desgravación fiscal y los subsidios para las pequeñas empresas, mientras que las grandes empresas estatales deberían asumir algunos costos, como los de alquiler, transporte, agua, electricidad y telecomunicaciones.

Medidas para impulsar la economía tras el coronavirus

Mientras tanto, el gobierno de China ha implementado una serie de medidas para apoyar una economía sacudida por el brote de coronavirus, el cual se espera que tenga un impacto devastador en el crecimiento del primer trimestre.

El 3 y 4 de febrero, el Banco Central de la República de China inyectó 1.7 billones de yuanes (242,740 millones de dólares) a través de operaciones de mercado abierto.

Por su parte, el Ministerio de Finanzas de China informó el 1 de febrero que los productos que se usen directamente para el control de epidemias estarán exentos de aranceles de importación del 1 de enero al 31 de marzo.

El mismo ministerio también expuso que todos los estamentos del gobierno habían asignado un total de 71,850 millones de yuanes (10,260 millones de dólares) al sábado por la tarde para combatir el virus.