La hoja de balance de la Reserva Federal se amplió a niveles récord en la última semana, cuando el banco central de Estados Unidos compró más bonos en su campaña por apuntalar la economía.

La hoja de balance -una medida amplia sobre los préstamos de la Fed al sistema de financiero- creció desde 2.675 billones de dólares hasta 2.703 billones en la semana que terminó el 4 de mayo.

Las tenencias del banco central en bonos del gobierno de Estados Unidos aumentaron a 1.442 billones de dólares en la semana que finalizó el miércoles, frente al total de 1.413 billones de dólares registrado la semana anterior.

Las compras de bonos por parte de la Fed fueron parte de su programa para adquirir papeles del Tesoro por 600,000 millones de dólares. El objetivo: estimular las inversiones y la actividad económica.

La semana pasada, la Reserva Federal indicó que completaría su programa de compras de bonos a fines de junio, pero que continuará reinvirtiendo el capital principal de sus tenencias de valores.

En tanto, los bonos hipotecarios propiedad de la Fed, que son garantizados diversas agencias y por la Asociación Hipotecaria Nacional del Gobierno (Ginnie Mae), no registraron cambios frente a la semana anterior y se quedaron en 927,020 millones de dólares.

Las tenencias de la Fed de deuda emitida por Fannie, Freddie y el sistema federal de préstamos bancarios para viviendas totalizaron 125,120 millones de dólares, una baja desde los 126,190 millones de la semana previa.

Los préstamos a un día directos de la Fed a los bancos, a través de la ventanilla de descuento, promediaron 11 millones de dólares diarios esta semana, frente a un promedio diario de 9 millones de dólares la semana anterior.

apr