Alemania está dispuesta a discutir los plazos necesarios para la puesta en marcha de las reformas en Grecia, declaró el ministro de Relaciones Exteriores, Guido Westerwelle.

No puede haber cambios sustanciales en los compromisos de Grecia de cara a su programa de reformas, dijo el Ministro en una entrevista en la televisión pública ARD. Pero puedo imaginar sin problema que negociaremos de nuevo los plazos , agregó.

Para justificar esta flexibilidad, el Ministro subrayó que Grecia vivió una parálisis política en las últimas semanas debido a las elecciones. Los ciudadanos normales no deben convertirse en víctimas, sobre todo aquellos que ya han tenido que soportar recortes drásticos , declaró Westerwelle.

Hasta ahora, Berlín se mantuvo inflexible sobre el programa de reformas negociado por Atenas con la Unión Europea y el Fondo Monetario Internacional a cambio de un rescate financiero, tanto en el contenido, como en los plazos decretados.

Estamos aún dispuestos a asumir la solidaridad en Europa, pero lo que no podemos aceptar es que los compromisos acordados se consideren nulos , agregó.

Westerwelle fue el primer funcionario europeo que se expresó tras conocer los sondeos de salida que apuntaban que la derecha Nueva Democracia y la Izquierda Radical y antieuropea, Syriza, estaban muy igualados.