El mercado griego fue el único que retrocedió en la zona, con una caída de 6.7% para su principal índice, el ATG.

La indefinición política en el país, sin una mayoría clara, es posible que derive en nuevas elecciones parlamentarias en algunas semanas, lo que mantendrá el tono de incertidumbre en los mercados europeos , cita un reporte de Santander.

Los inversionistas castigaron fuertemente a los partidos que han visto cómo las formaciones de extrema izquierda y extrema derecha han subido como la espuma. Esto supone un nuevo golpe para el país heleno que espera negociar con la Troika las medidas impuestas.

Los partidos radicales se oponen por completo a cumplir con el programa de austeridad acordado por el anterior gobierno de coalición.

Ante esta situación, la gobernabilidad en Mar Egeo se hace cada vez más difícil y Citigroup no se ha hecho espera para emitir su valoración. La entidad considera que la probabilidad de que Grecia abandone el euro se sitúa entre 50 y 75 por ciento.