Chicago, Il.-Limpiar el nombre de los cinco jugadores separados de la selección mexicana de futbol por haber dado positivo en un examen antidopaje debe ser la prioridad porque son personas con una integridad a prueba de todo, afirmó el defensa Héctor Moreno.

El pasado jueves se anunció que el portero Guillermo Ochoa, los defensas Francisco Javier Rodríguez y Edgar Dueñas, así como los mediocampistas Christian Bermúdez y Antonio Naelson "Sinha", ya no seguirían con el equipo en la Copa Oro debido a que los resultados del examen que se les habían practicado arrojó clembuterol en su organismo, una sustancia prohibida.

Ante esta situación, el jugador del AZ Alkmaar manifestó que confía en que "esto se solucione lo más rápido posible porque no sé cómo llamarlo, si mala suerte o no sé qué haya pasado, solo que se limpie su nombre porque conozco la calidad humana y conozco las personas que son".

Moreno confió que el hecho de nunca haber actuado con mala fe por parte de sus compañeros será fundamental para que todo se aclare y no exista ningún tipo de castigo que afecte sus carreras.

"Al final creo que no va a pasar nada porque no fue nada raro lo que han hecho, entonces creo que las cosas van a salir muy bien", expresó.

Finalmente, el zaguero aseguró que quieren hacerle saber y sentir a sus cinco compañeros que están con ellos y que son parte de este grupo que buscará el título, para lo cual ellos han tenido un gran aporte.

"Les podemos decir que están con nosotros, que son parte del grupo, que desgraciadamente fue una circunstancia que los está dejando fuera de la competencia, pero son parte de este grupo porque hemos trabajado juntos y nos han ayudado a estar donde nos encontramos", sentenció.

El Tricolor ya está en Chicago donde este sábado reconocerá la cancha del Soldier Field, en la que el domingo buscará asegurar el primer sitio del Grupo A ante Costa Rica.

BVC