Londres. El Manchester City, que se impuso al Tottenham por 3-2, gracias a un gol del italiano Mario Balotteli de penal en el descuento (90+5), consolidó su liderato en la Premier League tras la disputa de la 22 jornada, con tres puntos de ventaja sobre sus vecinos del Manchester United, que vencieron en campo del Arsenal por 2-1.

El City llegó a tener una ventaja de 2-0, gracias a los tantos del francés Samir Nasri (56) y Joleon Lescott (59), pero Jermain Defoe (60) y el galés Gareth Bale (65) lograron un momentáneo empate para el Tottenham, con cuatro tantos anotados en nueve minutos.

El Tottenham, tercero, se coloca a ocho unidades del líder tras su derrota, mientras que Arsenal, quinto, se queda a cinco del Chelsea (4), que el sábado sólo pudo empatar 0-0 en campo del Norwich (9).

Balotelli dio la victoria al Manchester City al transformar un penal tras una falta del defensa internacional inglés Ledley King sobre el propio jugador italiano, cuando se llevaban 3 minutos y 40 segundos del descuento.

El primer tanto del Manchester City llegó cuando el francés Nasri fusiló al guardameta estadounidense Brad Friedel desde el punto de penal aprovechando un pase largo en profundidad del español David Silva (56).

Tres minutos después, el defensa central Lescott aumentó la ventaja al rematar un córner de Nasri (59).

El Manchester City se dio cuenta de la importancia del belga Vincent Kompany, suspendido, cuando el montenegrino Stefan Savic, su sustituto en defensa central, falló un despeje de cabeza y dio involuntariamente un pase decisivo a Defoe (60).

En el minuto 65, Bale concluyó nueve minutos de locura goleadora al rematar sin parar el balón, a unos 20 metros de la portería, un centro de Aaron Lennon.

Manchester City estuvo entonces cerca de ceder al pánico y la exasperación, comenzando por su futuro héroe Balotelli, que podría haber sido expulsado tras un intento de patada a la cabeza de Scott Parker (80).

En lugar de ser expulsado, el italiano fue derribado en el área en la última acción del partido.

Balotelli, que no tembló en el momento de marcar su noveno gol de la temporada en Premier League, dio un empujón importante a su equipo en la lucha por el título.

El Manchester United también se hizo con la victoria en los instantes finales de partido, como sus rivales del City, con un tanto de Danny Welbeck en el minuto 81, después de que el holandés Robin Van Persie lograra para el Arsenal el empate provisional en el 71.

El ecuatoriano Antonio Valencia había adelantado al Manchester United al final del primer tiempo (45+1).

El Manchester United abrió el marcador en el descuento del primer tiempo con un cabezazo de Valencia, tras un centro del galés Ryan Giggs desde la izquierda.

Van Persie logró el empate en el 71 con un disparo cruzado dentro del área, en su 19 tanto de la temporada, que le consolida como máximo goleador de la competición.

Pero el alivio en la Emirates Stadium duró poco ya que Manchester United logró la victoria en el 81 gracias a Welbeck, tras una magnífica combinación con el ecuatoriano Valencia, el mejor del partido, y el surcoreano Park Ji Sung.

EISS