Johannesburgo. Los espías de Carlos Alberto Parreira dictan en sus notas que México recibe un gol cada cinco jugadas a balón parado.

No es un secreto y por eso los jugadores de Sudáfrica tienen la consigna de buscar faltas fuera del área.

México, en la segunda etapa de Javier Aguirre, ha recibido 19 goles, de los cuales seis han sido por una jugada de tiro libre directo, indirecto o tiro de esquina.

Que quede claro que nosotros no venimos a hacer amigos ni de turistas , advirtió previo al juego de esta mañana El Vasco.

Las estadísticas en los más recientes partidos resultaron alarmantes. De los últimos cuatro juegos en Europa, donde el Tri recibió siete goles, cuatro de ellos fueron a balón detenido, es decir más de la mitad de las anotaciones fueron así, lo que significa 57% de tantos en contra.

El Vasco apela a que se ha trabajado en los errores para erradicarlos.

Sabemos que no somos perfectos, pero también tenemos claro que lo que hacemos en cada entrenamiento es evitar que se repitan las fallas, confiamos en que a partir de hoy empiece una gran historia para México.

No es un mal del Vasco, si repasamos los números del 2007 a la fecha, de los 70 goles admitidos por la Selección, incluyendo los procesos de Hugo Sánchez, Sven Göran Eriksson y el interinato de Chucho Ramírez, se aceptaron por una jugada de táctica fija o falta con el esférico detenido, más de 25 anotaciones.

El entrenador mexicano admitió que esta mañana el equipo presentará, además de todo el trabajo previo que se ha hecho, mucha personalidad, sé que tengo un equipo muy joven y algunos jugadores de experiencia, pero asumo esa responsabilidad y no tengo duda que lo harán de la mejor manera , dijo.

El tema es que pese a los entrenamientos, lo que ocurre con las faltas fuera del área y los tiros de esquina, tiene para el Tri etiqueta de gol en contra.

La posible alineación de hoy

Enfrentarían a Sudáfrica, Conejo Pérez en la portería, en la defensa Paul Aguilar por derecha, en la central Ricardo Osorio con Francisco Maza Rodríguez y por izquierda Carlos Salcido. En mediocampo Rafael Márquez y Gerardo Torrado, acompañados por izquierda con Giovani Dos Santos, Efraín Juárez en derecha y en el eje de ataque Carlos Vela y Guillermo Franco.