Serena Williams sobrevivió a una dura prueba para su forma física al comenzar la defensa de su título de Wimbledon con una victoria de 6-3, 3-6 y 6-1 ante la francesa Aravane Rezai.

En tanto, el suizo Roger Federer comenzó su búsqueda de un séptimo título en el Abierto Británico al derrotar a Mikhail Kukushkin de Kazajistán. En la jornada también avanzaron el serbio Novak Djokovic y el argentino Juan Martín Del Potro.

Williams, séptima preclasificada, perdió los primeros dos games del partido antes de encontrar su juego y producir una serie de potentes golpes para hacer correr a su rival, número 61 del ranking mundial, por toda la cancha.

Serena, de 29 años y jugando apenas su tercer encuentro desde que regresó a la acción tras haber sufrido una lesión y problemas serios de salud, se mostró falta de ritmo en el segundo set, donde Rezai tomó la iniciativa e igualó el marcador.

No obstante, Williams, quien busca su tercer título consecutivo y el quinto de su carrera en el césped de Wimbledon, se recuperó y consiguió un rápido quiebre en el tercer set para avanzar a segunda ronda.

Federer y Djokovic, sin problemas

Federer se impuso por 7-6, 6-4 y 6-2, mientras que Djokovic aplastó por 6-4, 6-1 y 6-1 al francés Jeremy Chardy.

Por su parte, Del Potro venció por 6-1, 6-4 y 6-3 al italiano Flavio Cipolla basando su juego en un confiable servicio que le entregó 14 aces.

Otro argentino que avanzó a segunda ronda fue Juan Ignacio Chela, quien derrotó por 6-4, 6-4, 6-7 (6-8) y 6-2 al australiano Marinko Matosevic. Su compatriota David Nalbandian derrotó al alemán Julian Reister por 7-5, 6-2 y 6-3.

El brasileño Ricardo Mello venció al canadiense Frank Dancevic por 3-6, 3-6, 6-4, 7-6 y 6-2 y el chileno Fernando González derrotó al ucraniano Alexandr Dolgopolov por 6-3, 6-7, 7-6 y 6-4.

También avanzó el estadounidense Andy Roddick, quien juega por undécima vez en Wimbledon y en esta ocasión batió por 6-4, 7-6 y 6-3 al alemán Andreas Beck.

También avanzaron el francés Giles Simon, el español Fernando Verdasco, el sueco Robin Soderling y el alemán Florian Mayer.