El enfrentamiento de la NBA con China tiene 500 millones de dólares en ingresos directos implicados, y ese dinero está en riesgo si el conflicto se extiende más meses. 

Los 30 propietarios de los equipos tienen que encarar el golpe financiero. ¿Podría un proceso de expansión en la Liga sanar los bolsillos? Desde 1995, la NBA no se ha expandido, siendo los Raptors y los Grizzlies los últimos en unirse a la Liga. 

El comisionado de la NBA, Adam Silver no ha dado revuelo a los cuestionamientos sobre nuevas sedes. Sin embargo, en Estados Unidos hay sedes aptas para tener a la NBA y hay empresarios interesados. Por ejemplo, Joe Tsai acaba de pagarle a Mikhail Prokhorov 2,350 millones de dólares por la propiedad restante de 51% de los Brooklyn Nets, y por los Carolina Panthers y Houston Rockets obtuvieron 2,200 millones.

Las franquicias deportivas se han convertido en algunas de las propiedades más valiosas de Estados Unidos, y el precio de los Nets lo avala. 

“Estamos encantados de que Joe Tsai se esté convirtiendo en el principal propietario y gobernador de los Brooklyn Nets.

“Además de ser un apasionado fan del baloncesto, Joe es uno de los pioneros preeminentes del Internet, medios y comercio electrónico en China, y su experiencia será invaluable en los esfuerzos de la Liga para hacer crecer el juego en China y otros mercados globales”, dijo el comisionado de la NBA. 

Joe Tsai anunció a David Levy como director ejecutivo de los Brooklyn Nets y el Barclays Center.

Bajo su dirección, Turner expandió con éxito su relación con la NBA, más allá de los derechos televisivos tradicionales, que abarcaba un amplio espectro de plataformas, incluyendo televisión, digital, activación de patrocinio y otros eventos auxiliares. Además, contribuyó decisivamente a ayudar a construir franquicias sólidas con NBA on TNT de Turner y el programa de estudio Inside the NBA, ganador del premio Emmy. 

Esto es un ejemplo de que los empresarios que pueden impulsar globalmente a la NBA. Mientras tanto, ¿qué ventajas y desventajas podría traer una expansión de la NBA? 

Los detractores podrían decir que esto diluiría la base de talentos nacionales de la NBA, sin tomar en cuenta que en China y en la Euroliga también cuentan con jugadores estadounidenses, que pueden tener mejores oportunidades económicas en el extranjero o en la G League. 

Por ejemplo, si la NBA se expandiera en dos equipos la próxima temporada, significaría 30 empleos más para los jugadores, de acuerdo a Forbes. Cuatro equipos significarían 60 puestos más en la lista, además de que en muchas ciudades cuentan con instalaciones de alta tecnología.

La renovación del Key Arena de Seattle en el 2018 está lista en caso de surgir una nueva franquicia de Supersonics, y entre los inversores se barajean nombres como Gary Payton, Dale Ellis, Shawn Kemp Y Spencer Haywood.

En Las Vegas, como otro ejemplo, el estadio de los Golden Knights de la NHL ha sido un gran éxito. La T-Mobile Arena abrió sus puertas en el 2017, y es un centro de usos múltiples donde se celebran torneos de la conferencia de baloncesto universitario cada año.

Y sin olvidar que en Ciudad de México y Londres han sido los rumores más fuertes de una potencial sede si se realiza la expansión, para con ello atraer los ingresos necesarios para mantener los costos operativos, que incluyen un salario mínimo del equipo de más de 90 millones de dólares.