Milán. A falta de dos jornadas para que culmine la Serie A, el Milan se proclamó campeón de la temporada 2010-11, al empatar 0-0 con la Roma, resultado que lo convierte en el mejor de la temporada.

Los milanistas, que no alzaban el título desde 2004, se coronaron en el estadio Olímpico di Roma tras llegar a 78 puntos, cifra inalcanzable ya para su escolta Inter de Milán (69). La Roma por su parte llegó a 60 unidades para mantener así las esperanzas de disputar la próxima Liga de Campeones.

Apenas se escuchó el silbatazo inicial y la Loba se adueñó del balón para intentar hacer valer su condición de local, sin embargo poco le duró el gusto ya que su rival no tardó en acomodarse en el terreno de juego y volverse protagonista.

Conscientes de que la igualada les daría el campeonato, el ghanés Kevin-Prince Boateng fue el primero en avisar con potente disparo raso desde fuera del área que no alcanzó el arquero brasileño Alexander Doni pero que se fue por un lado del poste derecho, a los 10 minutos.

La respuesta no tardó en llegar y a través de Rodrigo Taddei los anfitriones intentaron romper el cero, sin embargo se estrellaron ante una zaga bien ordenada que no dejó pasar el peligro.

Debido a esto y a las pocas llegadas que generó el cuadro rossoneri, que no quiso arriesgar demasiado, el esférico estuvo la mayor parte del tiempo en el medio campo aunque antes de irse al descanso el sueco Zlatan Ibrahimovic tuvo una oportunidad de oro al rematar sin suerte desde el corazón del área.

Para la segunda parte, los pupilos de Massimiliano Allegri salieron más ofensivos, el brasileño Robinho y Massimo Ambrosini pusieron a trabajar en un par de ocasiones a la defensa de casa, que presionado intentó salir al contragolpe.

El Milan se convirtió en dueño de las acciones, motivo por el cual el técnico Vincenzo Montella realizó algunos cambios, mismos que no le dieron resultados.

Si bien, el empate les otorgaba el Scudetto, los visitantes no se conformaron y siguieron buscando el gol, el cual nunca llegó, para que ambas escuadras firmaran el 0-0 y el Milan se coronara por décimo octava ocasión.

EISS