Cada año y cada torneo es un reto diferente para Carlos Ortiz. Éste no tuvo un buen comienzo para el tapatío, quien en el Sony Open de Hawaii no pasó el corte en su primera competencia de este 2015.

Pero si una cosa tiene de buena el golf es que prácticamente cada semana da revanchas, y ésta será una en la que el tapatío pueda conseguir la suya al participar en el Humana Challenge, en donde Ortiz buscará no sólo pasar el corte, sino también el triunfo.

No obstante, el mexicano ha destacado que antes que victorias su meta es hacer buenos papeles en los torneos para, con ello, garantizar su permanencia en el circuito de golf profesional en el 2016.

Será un año de mucho aprendizaje y tendré que mantenerme enfocado en mi meta. La expectativa más importante es hacer un buen papel y mi prioridad es asegurar mi tarjeta de tiempo completo para el siguiente año (2016) , expresó en una entrevista para el portal oficial del PGA Tour.

Asimismo, aseguró que el 2014 fue un buen año, pero confía en que este 2015 pueda mejorar: Yo espero jugar sólido y ganar un torneo en este año. Lo hecho el año pasado, es algo muy bueno que será difícil de superar, pero al mismo tiempo pienso que si ya lo hice una vez, lo puedo volver a hacer .

Tras su primer torneo del año, el mexicano se ubica en el lugar 147 del ranking mundial de la PGA, mientras que ocupa el escalón 72 en la lista de FedExCup, por lo que esperará el fin de semana para conseguir una mejor posición.

En el torneo que inicia hoy, el también mexicano Óscar Fraustro, quien juega con tarjeta condicionada en el PGA Tour, forma parte del field que busca el trofeo y el premio de 1 millón 60,000 dólares para el ganador.

Atracción de patrocinadores

En apenas unos meses con tarjeta completa en el PGA Tour, el tapatío ha logrado también reconocimiento como imagen de marcas, pues en noviembre pasado firmó un contrato con Grupo Vidanta, empresa líder en desarrollo y operación de resorts de lujo que cuenta con propiedades en México y Latinoamérica.

La semana pasada el mexicano, quien fue uno de los más brillantes latinoamericanos en el 2014, anunció su cambio de indumentaria para el resto de la temporada del PGA Tour, pues firmó contrato con la marca de sueca J. Lindeberg, empresa que también patrocina a golfistas como el colombiano Camilo Villegas.