MONTERREY. Fueron 102 lanzamientos con los que Eric Lauer registró su primera victoria en las Grandes Ligas (1-1).       El pitcher novato permaneció en la loma durante seis entradas, en las que eliminó a cinco adversarios, permitió siete hits y ninguna carrera. El tercer encuentro de la serie fue para San Diego, tras vencer 3-0 a Dodgers y así ganar la serie por 2-1. Los Padres registran una marca de 13 victorias por 22 derrotas que los mantiene en el último sitio de la división Oeste de la Liga Nacional.

“Estoy feliz por el primer triunfo y espero podamos llevar ese ímpetu para tener una buena racha (...) o clave es estar cómodo y mientras más juegos tenga más cómodo voy a estar. Ayudó mucho que AJ Ellis me estaba catcheando, conoce a los bateadores y tiraba lo que él me pedía”, declaró Eric Lauer, de 22 años.

El primer movimiento en la pizarra sucedió en la quinta entrada cuando Eric Hosmer mandó la bola por encima del jardín central e impulsó la carrera de Travis Jankowski.

La tercera carrera la produjo Franchy Cordero con un sencillo y permitió que Travis volviera a llegar a home.

“No hemos jugado beisbol ganador y el récord muestra eso, pero dimos unos pasos positivos y es lo primero que se necesita para tener una racha de juegos ganados consecutivos. Han sido dos días muy buenos de pelota, estamos impactados por el juego que tenemos”, destacó Andy Green, manager de San Diego.

Añadió que el equipo se sintió querido, pero que podrán sumar más aficionados mexicanos en un futuro cuando suba Luis Urías y Tirso Ornelas.

El pitcher de los Dodgers, Tony Cingrani, acumuló su segunda derrota, tras lanzar un inning en el que permitió tres hits, dos carreras limpias y ponchó a un adversario

* * *

El tercera base, Christian Villanueva, indicó: “Quise montar mi show, lo que el público estaba esperado, que era pegar homeruns, no se pudo, pero al final del día ganamos y eso es lo más importante”.

La participación de Christian durante los tres partidos que se diputaron en Monterrey en 11 turnos al bat, fue ponchado en tres ocasiones, anotó una carrera y obtuvo un base por bola.

Además, el jugador originario de Guadalajara, Jalisco, agradeció al público mexicano que apoyaron Padres a pesar de que sabe del cariño que se tiene por un equipo como los Dodgers.

“Me llevo el que la gente nos estaba felicitando y apoyándonos, estamos muy contentos de poner un muy buen show para la gente mexicana”.

yesme.cortes@eleconomista.mx