Puebla llegó el domingo por la noche a la comprobación del método de trabajo que se basa en la contención y la calma. Una fórmula que al combinarse les abrió la puerta a la liguilla, cerrada para ellos desde hacía cinco años.

Los poblanos pondrán sus herramientas a prueba también en los cuartos de final ante León, el equipo líder del torneo durante siete semanas y en la cima de precisión de pases (89%), por mencionar algunos atributos.

Damián Zamogilny, ex jugador de La Franja (2006-2008) y ex auxiliar técnico en el 2019 con José Luis Sánchez Solá, explica a este diario que las tres claves que permitieron al equipo vencer a la nómina más fuerte de la Liga MX son:

“El dispositivo defensivo con una línea de cinco y tres volantes; que Monterrey generó pocas opciones de gol; y que, en lo táctico, anularon las bandas de los regios con el trabajo de George Corral y de Salvador Reyes”.

El entrenador Juan Reynoso Guzmán, en su primer torneo con los camoteros, ha impulsado el trabajo de los delanteros Santiago Ormeño y Osvaldo Martínez, el defensa George Corral y el portero Nikolás Vikonis.

El esfuerzo del equipo se vio reflejado en las 10 fechas del torneo anterior, donde obtuvieron más puntos que Monterrey (14) aunque, en 17 jornadas de este, consiguieron menos puntos (20).

“El entrenador Reynoso acertó y jugó con tres sistemas, empezó con línea de cinco, después jugó 4-1 4-1 cuando ingresó a Osvaldo Martínez y al final terminó jugando 4-4-2 cuando ingresó Amaury Escoto para acompañar a Ormeño. Desde la banca hubo buena lectura y variantes para darle vuelta al partido. Costó mucho, pero finalmente se logró y desde la banca hubo apoyo y soluciones”.

Martínez, de 34 años de edad, y Ormeño, de 26, fueron los responsables del empate a dos que forzó a los penales en la repesca y también han sido las cartas técnicas más rentables.

“Puebla comete errores, pero tiene opciones de gol; mantiene la fe con un delantero como Ormeño que ha sido solvente ante la salida de Lucas Cavallini (2017-2019). Está ‘Osvaldito’, que es una moneda de cambio, por la edad no lo puedes meter los 90 minutos, pero da 45 de gran rendimiento,  haciendo un equipo sólido defensivamente y sin presión”, finalizó Zamogilny.

marisol.rojas@eleconomista.mx