La Selección de Holanda luchará por quedarse con uno de los dos boletos para la final de Sudáfrica 2010 en su duelo frente a su similar de Uruguay, sin importarle que para ello tenga que sacrificar el futbol espectáculo que siempre ha distinguido a la Naraja Mécanica, dijo ayer su seleccionador, Bert van Marwijk.

Lo más importante en estos momentos es garantizar la victoria , afirmó el técnico, evocando lo dicho según él por muchos equipos en esta Copa acerca de que Holanda no ha jugado un fútbol muy bonito .

El entrenador explicó que en la fase de grupos su conjunto jugó muy bien , y que, en todo caso, la historia del seleccionado holandés le indica que en esta instancia el resultado es lo único que importa.

En el pasado, empezamos los campeonatos tanto europeo como Mundial muy bien y luego perdíamos, así que ahora sólo nos quedan dos partidos por disputar, y estamos muy cerca , aseguró el estratega en rueda de prensa en el Estadio Green Point, sede del compromiso.

La Naranja Mecánica de los años 70, inspirada por la exquisitez de Rinus Michels y Johan Cruyff, perdió las finales de los mundiales de 1974 y 1978 contra Alemania (2-1) y Argentina (3-1).

Bert van Marwijk se declaró convencido de poder cumplir el objetivo de coronarse campeón en Sudáfrica; deseó hacerlo con derroche de estética, pero insistió en que ante la celeste, en Ciudad del Cabo, lo que vale es el triunfo.

El equipo siempre quiere jugar un futbol muy bueno, lo intenta, pero en ocasiones no se puede. Si ganamos con un futbol hermoso, perfecto, y si no, pues nos vamos a sentir igualmente satisfechos con la victoria , sostuvo.

Nos hemos preparado muy bien para todas las posibilidades, incluso para los penaltis , declaró.