El replanteamiento del negocio ya estaba en la mente de Horacio de la Vega al asumir la presidencia de la Liga Mexicana de Beisbol, y la crisis por el coronavirus lo reafirmó.

La Liga confirmó este miércoles la cancelación de la campaña mediante un comunicado: “los 16 dueños de los equipos de la LMB, en conjunto, con la Liga Mexicana de Beisbol, han tomado la difícil decisión de no llevar a cabo la temporada 2020”. Entre las implicaciones de esta decisión, se ven algunas oportunidades para el futuro.

En entrevista para El Economista en abril, De la Vega señaló que “el tema de un replanteamiento del negocio de la Liga está claramente dentro del radar de todos (...) dependemos de la industria, del entorno de negocios en nuestro país”.

Entre las posibilidades está la categorización de las asociaciones comerciales (bancos, telecomunicaciones, bebidas hidratantes y alcohólicas, por ejemplo) y que algunas sean específicas para la LMB y se sostenga financieramente sin necesitar de los equipos.

El contrato de derechos audiovisuales colectivo sigue como una asignatura pendiente en la Liga Mexicana, pero se contemplaba lograrlo en 2021 y es una de las acciones que se comunicó ayer: “invertiremos en la infraestructura de televisión y medios, convirtiendo nuestra debilidad en una fortaleza hacia el porvenir”.

Al respecto, De la Vega dijo en abril: “he tenido pláticas con las televisoras del país para ir dialogando para saber cómo podemos hacer una mejor distribución del contenido para ser aplicable en el 2021. Lo que estamos haciendo ahorita es adelantarnos al 2021 y cómo vamos a resolver el 2020 es una incógnita porque no tenemos toda la información (...) hay una perspectiva muy positiva para poder hacer una mejor producción y distribución de contenidos para la próxima temporada”.

Otro tema es la relación con los aficionados, base de datos y el apoyo en la tecnología para lograrlo. “Invertiremos en la transformación tecnológica y digital de la LMB, enfrentando así, los retos que el futuro disponga para nuestro deporte”, comunicaron. En la entrevista con este medio, el presidente manifestó que “(la pandemia) definitivamente nos arroja a tomar decisiones más certeras en el corto plazo con la intención de tener un nivel distinto de comunicación con los aficionados. Es un tema imperante y se va a potenciar”.

Dentro de la distribución de los contenidos, fortalecer la plataforma OTT sigue entre los objetivos. En estimaciones hechas por el presidente de la LMB, la Liga tendría alrededor de 2 millones de aficionados únicos que asistieron a los parques en la temporada 2019 y con la opción de la transmisión de los juegos en vivo vía streaming podrían aspirar a una base de 1 millón de suscriptores que paguen entre 20 y 30 pesos al mes.

Todo enfocado a multiplicar de manera sustancial los ingresos de la LMB para que ésta sea económicamente independiente y también poder distribuir ingresos entre los equipos.

Para eso eligieron a Horacio de la Vega en la Liga, ya que ven su fuerza en el aspecto comercial y en su buena relación con Grandes Ligas, uno de los problemas que sufrió el circuito en la presidencia de Javier Salinas.

“Por primera vez en 95 años nos vemos obligados a tomar una resolución de tal envergadura”, señalan en el comunicado. Frente a la problemática que significa la cancelación de la temporada 2020, la Liga Mexicana de Beisbol podría concretar el rediseño del negocio que se ha pretendido los últimos años.

[email protected]