Una de las decepciones del Mundial ha sido la Selección de Inglaterra y hoy, ante Eslovenia, buscará dar la cara por Europa, luego del humillante papel que le dio el boleto de regreso a casa a Francia.

Con apenas 2 puntos de 6 posibles, los ingleses, liderados por Wayne Roo­ney, no han podido sacar el triunfo, pese a la cantidad de estrellas con las que cuentan en su plantel y buscarán de cualquier manera derrotar a Eslovenia, que llega al tercer partido como líder de grupo con 4 unidades y como la única escuadra del sector que ha conseguido un triunfo; no obstante, los eslovenos necesitan ganar o empatar para asegurar su pase por ellos mismos, o perder y esperar a que Estados Unidos empate o pierda.

Son justo los estadounidenses, segundos en el grupo, quienes podrían hacer válidos los pronósticos y hacerle la maldad a Inglaterra. Estados Unidos requiere ganar para redondear su clasificación, pues perder les haría depender del otro resultado.

En tanto, Argelia está en la búsqueda de un milagro, pues si se impone con goleada a los estadounidenses y Eslovenia e Inglaterra empatan, podría ocupar el segundo puesto y colarse a la siguiente ronda.