El técnico de Holanda, Bert van Marwijk, dijo ayer que su combinado no tendrá margen de error ante Brasil y defendió a sus estrellas, que no cambiaría por las del scratch du oro.

Mis jugadores no podrán permitirse ni el menor margen de error ni cometer fallos. Habrá sobre todo que presionar lo suficiente para impedir construir el juego que quieren , indicó el técnico sobre el combinado sudamericano.

Ante el Brasil de Dunga, el técnico holandés prevé un partido interesante porque los dos equipos tienen un estilo de juego positivo .

Brasil tiene un estilo auténtico, una estabilidad. Construyen el juego sin precipitarse y luego golpean cuando ven un fallo , comentó el DT del equipo Orang e.

Para Van Marwijk, el equipo brasileño, como favorito número uno del Mundial, es también el equipo del que se espera que gane el duelo.

Brasil es el favorito número uno del Mundial y, por tanto, lo es de este encuentro. Pero mi equipo es capaz de ganar a cualquier adversario. Siento a los jugadores impacientes y muy concernidos. La mentalidad en sus hombres, pues si Brasil posee los mejores jugadores, no se trata, sin embargo, del mejor equipo , dijo.

En este sentido, el entrenador defendió especialmente a su centrocampista organizador Wesley Sneijder y a su extremo Arjen Robben,­ a quienes prefiere a los astros brasileños.

Lo he dicho, es cierto, que Brasil es un equipo que tiene en sus filas a los mejores jugadores. Pero también debo decir que no cambiaría a Wesley Sneijder ni a Arjen Robben por Kaká o Robihno , agregó.

Van Marwijk también indicó que los jugadores holandeses afrontan el partido ante Brasil con un estado de ánimo diferente al de otros partidos.

Siento a los jugadores impacientes y muy concentrados. La mentalidad ha cambiado en nosotros .

Pero ésa no es la única característica que ha cambiado en los holandeses, pues Van Marwijk ya no cree en el Futbol Total que popularizó la Naranja Mecánica en la década de los años 70.

Ya no estamos en la época del Futbol Total porque en el futbol como en todo, los tiempos cambian. Los equipos cambian y según expuso, el suyo no es una excepción.

Es cierto que yo insisto sobre el rigor, el posicionamiento defensivo, quiero ganar y quiero que la victoria no sea una cuestión de suerte o azar , asumió.