Hacer trampa en el deporte se ha vuelto prácticamente un asunto cotidiano para los atletas que participan en competencias internacionales y regionales. Y quizá los próximos Juegos Panamericanos de Guadalajara 2011 no sean la excepción.

Aunque en cada edición de los juegos, los comités organizadores han buscado erradicar este mal a través de controles antidopaje, lo cierto es aunque los esfuerzos han disminuido el número de positivos en la competencia, aún no se logra acabar con este mal.

Buscamos unos juegos limpios , aseguró Carlos Andrade Marín, presidente del Comité Organizador de Guadalajara 2011(COPAG). Sin embargo, históricamente la sombra del dopaje ha ensombrecido las justas panamericanas.

Es por ello que esta vez el COPAG junto con la ODEPA, buscan lograr los juegos más limpios de la historia y ya han anunciado que se harán cerca de 1,500 análisis de sangre y orina durante la justa, con el fin de detectar a los atletas que busquen hacer trampa en la competencia.

LOS JP MÁS CONTROLADOS DE LA HISTORIA

El objetivo de lograr los Juegos Panamericanos más limpios de la historia es difícil y por ello los de Guadalajara serán los más controlados en la historia de esta justa.

En Rio de Janeiro 2007, se aplicaron 1,200 controles antidopaje, mientras que en Santo Domingo 2003, se realizaron 1,000 y en Winnipeg 1999 se hicieron unos 800 controles.

La lucha contra el uso de sustancias prohibidas en el deporte, en los juegos continentales inició en Caracas 1983, en donde hubo siete positivos, pero decenas de atletas se retiraron al enterarse de la existencia de un laboratorio confiable.

En Winnipeg 1999 se registraran 11 dopados, en Santo Domingo 2003, una docena, mientras que en Rio de Janeiro apenas se registraron cuatro.

La media histórica de dopajes en los Panamericanos es de 6.8 y hasta 12 casos positivos.

En tanto, localmente, México aplicará a atletas mexicanos unos 1,000 controles antidopaje previos a los Juegos Panamericanos para evitar casos positivos como ocurrió en los pasados Juegos Centroamericanos y en los mismos panamericanos de 2007.

TRABAJO EN EQUIPO

Los controles antidopaje en cualquier parte del mundo, tienen que ser acreditados por la Agencia Mundial Antidopaje (WADA por sus siglas en inglés), sin embargo, nuestro país aún no ha logrado la certificación de su laboratorio para hacer estas pruebas, por lo que el COPAG contrató los servicios de un laboratorio español para realizar todos los tests antidoping.

Según Andrade Garín, las muestras de sangre y orina se tomarán en Guadalajara y se trasladarán a la Ciudad de México, donde se harán las pruebas.

El directivo aseguró que el presupuesto para el laboratorio, el cual fue recomendado por la WADA, será de unos 550,000 euros, más el costo por el traslado de aparatos y personal. Además, se aprovechará la estancia de los especialistas para tener una asesoría en este tema.

Ya se aprobó un asesoramiento con los laboratorios de antidoping de Barcelona para que le ayuden a CONADE a lograr el permiso para tener en México una clínica aprobada por la WADA , explicó.

La asesoría tendrá un costo de 300,000 euros, la inversión total de equipamiento es de 48,000 euros, de los cuales ya se ha invertido gran cantidad.