William Gallas, uno de los jugadores clave de la selección de Francia, consideró este miércoles en declaraciones a la prensa de su país que el "verdadero problema" de los 'Bleus' en el Mundial de Sudáfrica fue el entrenador del combinado galo, Raymond Domenech.

"Si hubo un fiasco, hay razones y para mí no hay que cerrar los ojos, vienen del entrenador", mantuvo Gallas en declaraciones a la publicación semanal francesa Les Inrockuptibles del jueves.

"El verdadero problema es el seleccionador", agregó el jugador, sin equipo después de que su contrato terminara con el Arsenal.

"Yo no estuve bien, no estuvimos bien", reconoce, aludiendo a sus compañeros de equipo, que llegaron a hacer una huelga en el marco del Mundial tras la expulsión del delantero Nicolas Anelka, que insultó a Domenech.

"Pero el entrenador tampoco estuvo bien", insistió Gallas, que criticó al ahora ex seleccionador, sustituido por Lauren Blanc tras la cita mundialista sudafricana, especialmente por no haber hecho que el equipo jugara con "dos delanteros".

"Hasta los entrenamientos no estaban al nivel", añadió Gallas. "Se pueden tener los mejores jugadores del mundo en un equipo, pero si no se tiene el entrenamiento que hace falta, no se obtendrán resultados", señaló, antes de criticar el comportamiento de Domenech respecto a sus pupilos.

"Domenech no era abierto. Muchos jugadores no podían hablar con él. Era mi caso", señaló Gallas, con 32 años y 84 partidos como internacional a sus espaldas desde 2001.