La FIFA finalmente admitió que puede haber algo mal con el balón Jabulani usado en el Mundial, pero no hará nada al respecto hasta el final del torneo.

Después de numerosas quejas de los jugadores, el secretario general de la FIFA Jerome Valcke dijo: No estamos sordos. La FIFA no está poco receptiva a lo que se ha dicho del balón''.

Valcke dijo en una conferencia de prensa el sábado que la FIFA discutirá el asunto con los entrenadores y equipos después de la Copa Mundial, y luego se reunirá con el fabricante, Adidas.

Muchos jugadores han comparado la Jabulani con un balón de supermercado'', diciendo que es impredecible y que vuela por el aire con mucha facilidad.

Hay reglas para las medidas y el peso... pero el balón tiene que ser perfecto'', dijo Valcke.