Los golpes económicos al deporte llegan desde todos los frentes como consecuencia de la pandemia: boletaje, derechos de transmisión, mercado de transferencias, patrocinios y más.

El patrocinio deportivo mantenía un crecimiento durante los últimos años con una mejora promedio de 6% de 2014 hasta 2019 y con un ligero incremento a 6.5% anual se proyectaba hasta 2024, pero la tendencia cambió con el brote del nuevo coronavirus.

Antes de la pandemia, se estimaba casi 49,000 millones de dólares para el 2020 en patrocinio deportivo al ritmo de crecimiento del 6%, pero con los estragos económicos se prevé un gasto en este rubro de 28,900, un 41% menos que la estimación inicial y 37% menos que la inversión realizada en 2019, de acuerdo con datos de la agencia Two Circles.

El sector que más invierte en patrocinio deportivo a nivel mundial es el de los servicios financieros, con casi el 24% del gasto total. El año anterior invirtió 12,600 millones de dólares, pero con la pandemia su inversión ahora sería de 6,920 millones, casi 5,700 menos. De los 6,920 millones de dólares, el 2% (141.4 millones) se invierte en el patrocinio de las playeras de los clubes de futbol de las ligas alemana, inglesa, italiana, española y francesa, a través de 11 contratos activos este año.

El segundo con mayor inversión en 2019 fue el sector automotriz con 5,900 millones y este año caería a 2,670 (-55%), pero es el de mayor gasto en en las playeras de los equipos de las principales ligas europeas, con 221.6 millones de dólares, el 8.3% de la inversión total y con 10 acuerdos de este tipo.

El sector tecnológico es el que se contempla como el segundo de mayor gasto en 2020 con 4,580 millones de dólares en patrocinio deportivo. Después del automotriz, en cuarto está el de telecomunicaciones con 2,550 millones y luego el sector retail con 1,810.

En el lugar nueve están las empresas de apuestas, con inversión de 480 millones de dólares y con 20 acuerdos de patrocinio de playeras, el sector con mayor presencia en este rubro y le representa un desembolso de 92 millones.

Las compañías aéreas están proyectadas a invertir 330 millones de dólares en 2020, poco más del 1%, pero en sus acuerdos para aparecer en las jerseys comprometieron 216.2 millones en esta temporada y es el sector que en promedio tiene los contratos más caros: 43.2 millones de dólares por playera. Le siguen telecomunicaciones con 23 millones por acuerdo y automotriz con 22.2.

Gareth Balch, CEO de Two Circles, cree que la innovación para ofrecer valor a las marcas durante el período de cierre de Covid-19, más el período de deporte sin espectadores, fortalecerá el patrocinio deportivo como plataforma de marketing después de la pandemia.

“Aunque el deporte está sufriendo, estamos seguros de que la economía del deporte prosperará a largo plazo y cuando la recesión llegue al fondo, los sectores dependerán de las mejores plataformas de marketing disponibles para crecer sus negocios. Las propiedades deportivas que utilizan este período para invertir en propuestas de patrocinio, alejándose de la exposición del logotipo dirigido por analógico a la participación tangible digitalmente, serán las que prosperen más después del Covid-19”.

[email protected]