La última etapa de preparación de la Selección Mexicana de cara al Mundial de Sudáfrica 2010 comienza hoy. El equipo que dirige Javier Aguirre comienza su gira por Europa ante Inglaterra, una escuadra que se encuentra en el lugar ocho de la clasificación de la FIFA y que cuenta con una ofensiva de primer nivel que tiene una efectividad cercana al medio gol por juego.

El Tricolor se medirá con un equipo integrado a 100% por jugadores de la Premier League, la competencia más importante del mundo según la IFFHS, que tiene una delantera letal, que encabezada por Wayne Rooney alcanza casi el gol por partido, promedio que supera el 0.30 que obtiene la ofensiva nacional.

El delantero del Manchester United tuvo en el 2010 su mejor temporada, fue el máximo anotador inglés en la Liga local con 26 y no ganó el campeonato de goleo porque el marfileño Didier Drogba se destapó con 29 tantos.

Rooney alcanzó una efectividad de 0.72 si se suman sus 44 participaciones que tuvo en el año futbolístico, en las que mandó el balón al fondo de las redes en 34 ocasiones.

El goleador lidera a la delantera de Fabio Capello, en la que Darren Bent, del Sunderland, se ubica en el segundo puesto con 0.62 y Emile Heskey, del Aston Villa, es el menos productivo con sólo cinco goles en 42 partidos.

En tanto, la Selección Mexicana tiene en Javier Hernández a su hombre más productivo. El juvenil se destapó en la temporada con 10 anotaciones, que le bastaron para ser uno de los máximos anotadores del Bicentenario 2010. El Chicharito consiguió en 11 encuentros una productividad de 90 por ciento.

A excepción de Hernández, los números de la delantera nacional son fríos.

Carlos Vela, quien anotó dos goles en 20 encuentros, Guillermo Franco con cinco dianas en 16 oportunidades, Adolfo Bautista con tres tantos en 13 juegos y Giovani Dos Santos, que no ha marcado con el Galatasaray, son los encargados de anotar para la Selección de El Vasco, algo que les ha hecho falta en sus respectivos clubes.