España se desvive por debutar en la Copa del Mundo y dejar atrás el trauma causado por el despido de su entrenador.

Y nada mejor que ganarle al campeón europeo Portugal en su debut para seguir adelante tras una de las semanas más caóticas en la historia del seleccionado nacional.

España tendrá al nuevo técnico Fernando Hierro en el banquillo luego que Julen Lopetegui, artífice de una racha invicta de 20 partidos desde que asumió las riendas en 2016, fuera despedido por aceptar una oferta para dirigir al Real Madrid sin primero informar a su federación.

"Hay que pasar página cuanto antes”, declaró el capitán español Sergio Ramos en rueda de prensa. “Julen ha sido parte del: “Mañana empieza un Mundial con un partido grande. Ojalá empezamos con buen pie, y cuando antes olvidemos esto, mejor para todos", subrayó Ramos.

“Tenemos poco tiempo y por eso vamos a cambiar pocas cosas”, dijo Hierro, cuya única experiencia como técnico fue al mando del Real Oviedo en la segunda división y el ser asistente de Carlo Ancelotti en el Madrid luego que Zinedine Zidane dejó el puesto en 2014. “Se va a ver una España reconocible, que quiere jugar bien y que quiere ser protagonista. No vamos a olvidar ni un ápice de nuestras virtudes y conceptos porque llevamos jugando muy bien al fútbol durante mucho tiempo", sentenció.

Ramos, uno de los seis jugadores del Madrid en la selección, indicó que quería despedirse con una sonrisa.

“Mañana empieza el Mundial y parece que estamos en un tanatorio (funeraria)", indicó.

Cristiano inicia aventura mundialista

Cristiano Ronaldo iniciará el que probablemente sea su último asalto para colgarse una medalla de campeón del mundo, cuando se enfrente a España con Portugal, actual monarca europeo, en su debut en Rusia-2018.

El astro, de 33 años, chocará con seis de sus actuales compañeros en el Real Madrid, mientras el bando español intenta pasar página a la traumática destitución de última hora de su seleccionador Julen Lopetegui, tras anunciarse su fichaje por la entidad madridista, originalmente para después del Mundial.

Es lícito preguntarse qué hubiera podido saber Ronaldo sobre la inminente incorporación de Lopetegui al Real, dada la relación de ambos con el poderoso agente portugués Jorge Mendes, en un momento en el que el futuro del delantero sigue siendo fuente de especulación en el club 'merengue'.

Pero por ahora, el futbolista se centra en la Copa del Mundo, el mayor honor, que aún falta en su currículum. Parece demasiado considerar a Portugal una de los favoritas para ganar el trofeo, pero sí llega en condición de campeona de Europa tras tumbar en su casa a Francia hace dos años.

Ronaldo se conserva en fantástica condición física y es el reinante ganador del Balón de Oro. Seguramente pueda seguir jugando hasta que él quiera, pero es difícil imaginarlo volviendo para un quinto Mundial en Catar en 2022.

Si realmente va a coronar su carrera con una medalla de campeón mundial, el momento es ahora, ¿y qué mejor manera de empezar que ganando al vecino para tomar la delantera del Grupo B?

"Por supuesto, Cristiano Ronaldo es el mejor jugador del mundo en este momento y será el mejor jugador en esta Copa del Mundo", opinó su compañero Joao Mario en la sede portuguesa, cerca de Moscú.

Ronaldo formó parte del último equipo de Portugal que venció a España en un torneo importante: 1-0 para eliminar a la 'Roja' en la fase de grupos en la Eurocopa-2004 y se ha convertido en el máximo anotador de su país con 81 goles internacionales.

En el reciente amistoso contra Argelia, sumó su 150 partido internacional. Y sin embargo, nunca ha logrado replicar sus prestaciones con el Madrid en los torneos de selecciones.

Apenas duró 25 minutos en la final de la Eurocopa de Francia-2016, cayendo lesionado y viendo desde la banca el gol de Eder que derrotó a Francia en la prórroga.

En tres mundiales hasta ahora, Ronaldo ha logrado solo tres goles: un penal contra Irán en 2006; uno contra Corea del Norte en 2010 y otro contra Ghana en 2014.

Habrá una clara intención de mejorar esas prestaciones en Rusia, con Portugal enfrentando también a Marruecos e Irán en su grupo.

Pero adicionalmente deberá ejercer de líder en un talentoso plantel con jugadores como Bernardo Silva, Gonçalo Guedes y Gelson Martins.

Este último es uno de los cuatro jugadores de Portugal, junto con William Carvalho, Bruno Fernandes y Rui Patricio, que se desvincularan del primer club de Ronaldo, el Sporting de Portugal, tras ser atacados por fanáticos descontentos el mes pasado.

Ronaldo tiene la responsabilidad extra de unificar al equipo antes de su cuarto Mundial. "Ronaldo es nuestro capitán y, con su experiencia, un ejemplo para el resto", dijo Silva, del Manchester City.

Esa experiencia, y el conocimiento interno de muchos de los jugadores de España, será crucial el viernes en Sochi.