Manchester City, que comenzó la Jornada en la cuarta posición, se colocó provisionalmente en segundo lugar tras su importante victoria con remontada incluida por 2-1 ante el Arsenal.

Los Citizens suman 36 puntos, dos más que el Arsenal, que hereda su cuarta posición, todavía dentro de la zona de clasificación para la Liga de Campeones.

El Liverpool (con 34 puntos) baja por el momento al tercer lugar, pero puede volver a ser segundo si vence en el derbi contra el Everton (9).

El que sale reforzado de este fin de semana es el líder Chelsea (43 puntos), que comenzó con seis unidades de ventaja sobre el segundo y ahora tiene siete sobre el nuevo equipo en ocupar esa posición.

Los Blues parecen ajenos a las batallas de sus perseguidores y el sábado habían sumado su undécimo triunfo liguero consecutivo, con un 1- 0 en el campo del Crystal Palace (17), gracias, en parte, al hispano-brasileño Diego Costa.

Esa victoria del equipo de Antonio Conte añadía todavía más presión al gran pulso entre Mánchester City y Arsenal, toda una batalla táctica entre Josep Guardiola y Arsène Wenger. Los Gunners se adelantaron en el Etihad Stadium en el minuto cinco por medio de Theo Walcott, con un tiro raso desde la zona del punto de penal, tras recibir un pase de oro del chileno Alexis Sánchez.

Luego de no poder levantar la situación en la primera parte, el City despertó en la segunda.

Empató en el 47 con un gol del alemán Leroy Sané, que no falló en el mano a mano tras recibir un pase de David Silva casi en el límite del fuera de juego.

El gol del triunfo del City lo logró Raheem Sterling en el 71, definiendo a la perfección una espectacular asistencia del belga Kevin de Bruyne.