Como parte del objetivo de dedicar el final de temporada a la lucha contra el racismo, la NBA planea pintar el lema Black Lives Matter (La vida de las personas negras importa) en las canchas de juego en Disney World en Orlando.

Las líneas con esta leyenda se pintarán en el lado de la cancha frente a la mesa del anotador y en el otro lado de la cancha frente a la cabina de transmisión, señaló una fuente a USA Today.

El movimiento antirracista internacional Black Lives Matter ha tomado gran fuerza en Estados Unidos a raíz de las manifestaciones desencadenadas desde finales de mayo por el crimen del afroamericano George Floyd a manos de un policía blanco de Minneapolis.

La NBA se comprometió con sus jugadores a que la lucha contra el racismo y por la justicia social sea una parte central de la vuelta a los juegos tras la suspensión por el coronavirus.

En otra medida, adelantada por ESPN, los jugadores podrían emplear camisetas en las que, en lugar de su nombre, luzcan lemas que respalden causas sociales.

“Solo estamos tratando de seguir arrojando luz sobre los diferentes problemas de justicia social que hablan los muchachos de nuestra liga”, dijo Chris Paul, presidente de la NBPA, al sitio web The Undefeated de ESPN.

“La gente dice que la justicia social estará fuera de la mente de todos en Orlando. Con estas camisetas, no desaparece”, recalcó el base estrella del Oklahoma City Thunder.

LeBron James publicó una imagen en Instagram que mostraba al oficial arrodillado en el cuello de Floyd y Colin Kaepernick arrodillado en el otro lado con las palabras “Esto ... es por qué, ¿entiendes AHORA? o ¿es borroso para ti?”

Michael Jordan escribió en un comunicado después de la muerte de Floyd que estaba “profundamente entristecido, realmente dolido y simplemente enojado”.

Kareem Abdul-Jabbar defendió a los manifestantes en un poderoso artículo de opinión para The  Angeles Times a principios de este mes.

“Los afroamericanos han estado viviendo en un edificio en llamas durante muchos años, ahogándose con el humo a medida que las llamas arden cada vez más cerca. El racismo en Estados Unidos es como el polvo en el aire. Parece invisible, incluso si se está ahogando con él -hasta que dejas entrar el sol-. Entonces ves que está en todas partes”, escribió el miembro del Salón de la Fama.

[email protected]