América aumentó en los últimos dos años 80% el valor de su plantel, a través de la inversión en fichajes, la consolidación de canteranos y la revalorización de futbolistas que llegaron como refuerzos. En ese lapso, también levantaron los títulos de Liga, Copa y Campeón de Campeones.

Santiago Baños es el presidente del deportivo del equipo desde mayo del 2017 y arrancó su tercer año en el cargo con una frase que desmotivó a los aficionados americanistas, pero que tiene como resultado la consolidación financiera y deportiva del proyecto que encabeza junto a Miguel Herrera.

“No estamos pensando mucho en negociaciones. Estamos a la espera de ofertas por jugadores que tenemos y si no hay salidas no habrá llegadas”, sentenció el directivo de América durante la Semana del Futbol Mexicano en Cancún.

Desde que Baños asumió la presidencia deportiva de América el club, registra una diferencia de 18 millones de dólares en la compra-venta de futbolistas. Significa que en cada periodo de transferencias el club gasta en promedio 3.6 millones de dólares más en la compra de jugadores para reforzarse, que por la venta de los mismos.

El único refuerzo de América para el torneo Apertura 2019 es Fernando González, el mediocampista mexicano de 25 años por el que pagaron 2 millones de dólares por su traspaso desde Necaxa y que surgió como una medida anticipada ante el interés de equipos europeos por Guido Rodríguez, pero sobre todo, de Edson Álvarez, a quienes medios holandeses ya lo colocan como jugador de Ajax a cambio de 17 millones de dólares.

“Los equipos en Europa hoy ocupan a la gente joven y la que tiene proyección. América seguirá exportando jugadores porque ha formado, a partir de toda la gente que trabaja ahí y teniendo como cabeza a Alfredo Tena, jugadores que tendrá posibilidad de colocarlos en Europa y que es muy importante, cosa que antes no pasaba”, señala Cesilio de los Santos, exfutbolista.

La revaloración del equipo que comenzó hace dos años, con la llegada de la dupla Baños-Herrera, ahora tiene como contexto un equipo que para comprar jugadores, primero necesita vender.

En el primer año de Baños en el América, el equipo invirtió 16.7 millones de dólares en fichajes; para la segunda temporada la cifra llegó 25.4 millones de dólares. Para el inicio de su tercer año apenas van 2 millones de dólares, la cifra más baja en los últimos siete años.

A la par del gasto en la compra de jugadores, América se consolidó como club vendedor de futbolistas, acumulando 31.5 millones de dólares por la venta de futbolistas, de los cuales 74% de los ingresos llegaron por ventas a ligas extranjeros, esto quiere decir que los jugadores descartados no llegaron como refuerzos de equipos y rivales del torneo mexicano.

“Los refuerzos de América tienen un perfil alto, porque América siempre busca en todos los torneos pelear el campeonato y salir campeón. El camino es por ahí”, señala de los Santos.

El exfutbolista que jugó entre 1988 y 1994 con América, señala que en los últimos 10 años el precio de los futbolistas se incrementó y en caso de tener a los mejores jugadores del continente, como ha sido la filosofía de América desde 1970, ahora se debe pagar altos costos por los mejores futbolistas.

“América está en la dinámica de comprar jugadores de calidad y que por supuesto cuestan un alto valor económico”, señala el exfutbolista.

Después de la inversión de 44.2 millones de dólares en la gestión de Santiago Baños y donde el fichaje más costoso fue la contratación de Roger Martínez por 9.5 millones de dólares, América apostó por la recuperación de la inversión de jugadores que no tenían tanta participación para venderlos en el mercado internacional.

La oferta que Ajax propuso a América por Edson Álvarez de 17 millones de dólares, sumado a los 15 millones que Real Betis pagó hace apenas seis meses por Diego Lainez y la venta a Tijuana de Aldo Cruz, dejarían al club 34 millones de dólares por la venta de canteranos que tienen menos de 23 años de edad.

De los Santos explica que el éxito de los canteranos de América radica en la vitrina que han significado campeonatos mundiales, campeonatos juveniles para la proyección de Lainez y Álvarez. Además, “la fábrica sigue y seguramente ya deben de tener en vista y en el panorama del club jugadores con las mismas condiciones. Herrera le ha dado oportunidad  a la gente joven de debutar, jugar, les ha dado confianza y eso ha sido bueno para la institución”, sentenció el exjugador.