Dubái, Emiratos Arabes Unidos.-Las medidas de seguridad para el GP de Bahrein de la Fórmula Uno serán "simples y discretas" pero incluyen un plan de contingencia para enfrentar posibles interrupciones, indicó un asesor del Ministerio del Interior del país más pequeño de la región del golfo Pérsico.

La carrera está programada a llevarse a cabo pese a los diarios enfrentamientos entre manifestantes y fuerzas de seguridad. Se prevé que entre las interrupciones potenciales haya intentos de invadir el circuito.

John Yates, ex subcomisionado de los Servicios de la Policía Metropolitana de Londres, dijo que analizó los planes para el Grand Prix de Bahrein del 22 de abril. Agregó que las autoridades buscan ofrecer la seguridad adecuada que mantenga a salvo a los aficionados y que a su vez no afecte al máximo evento deportivo del país.

La carrera de 2011 fue cancelada debido a una ola de protestas en contra del gobierno y la subsecuente campaña de las fuerzas bahreiníes que causaron la muerte de al menos 50 personas.

BVC