En el Día de Acción de Gracias, Cowboys de Dallas y los Lions de Detroit se llevaron la derrota, mientras que el juego entre Ravens y Steelers, se pospuso debido a un brote de Covid-19 en Baltimore.

Washigton se colocó, al menos de manera temporal, en el primer sitio de la División Este de la Conferencia Nacional, gracias al trabajo de Antonio Gibson que corrió para tres touchdowns y Alex Smith que completó un pase de anotación, para vencer 41-16 a los Cowboys de Dallas.

Washington superó a su rival divisional por segunda ocasión en 10 encuentros del Día de Acción de Gracias. Es el visitante más común de los Cowboys, que suelen ser locales cada año en esta festividad.

Se trató del tercer triunfo del conjunto capitalino en cinco encuentros desde que perdió cinco consecutivos, con lo que llegó a tener foja de 1-5.

Dallas (3-8) no pudo continuar por el buen camino y perdió por quinta ocasión en sus últimos seis encuentros desde que el quarterback estelar Dak Prescott sufrió una lesión en un tobillo que lo dejó fuera el resto de la temporada.

Los Cowboys jugaron un día después de que el entrenador Markus Paul falleció en el hospital tras una emergencia médica en las instalaciones del equipo.

Watson comanda la victoria de Texans

Deshaun Watson puso al frente a los Texans dos veces con pases de touchdown en la primera mitad y lanzó dos anotaciones más en el cuarto periodo para ayudar a Houston a despegarse y doblegar 41-25 a los Lions de Detroit.

El defensive end estelar de Houston, J.J. Watt, interceptó y anotó en un pase de Matthew Stafford en los primeros minutos del juego y Will Fuller terminó con seis recepciones para 171 yardas y dos touchdowns por los Texans (4-7), que sumaron dos triunfos en fila por primera vez en esta temporada y ganaron tres de sus últimos cuatro partidos bajo el mando del coach interino Romeo Crennel.

Detroit (4-7), que llegó al duelo tras una dolorosa derrota de 20-0 en Carolina, podría terminar la campaña con líderes interinos después de sufrir descalabros consecutivos por tercera vez en la campaña, lo que empeoró el récord del coach Matt Patricia a 13-29-1 y la marca del gerente general Bob Quinn a 12 partidos debajo de la marca debajo del promedio de .500 a lo largo de cinco años.

Los Lions optaron por retener a Patricia y Quinn para esta temporada y la directiva del equipo indicó que tenían la meta de conseguir un boleto para los playoffs para tener partidos relevantes en diciembre. Ahora, eso luce muy improbable.

Watson terminó con 17 pases completos en 25 intentos, para 318 yardas y cuatro touchdowns, sin intercepciones. Ha lanzado 15 pases de touchdown sin sufrir una intercepción en los últimos seis juegos.

Por su parte, Stafford conectó 28 de 42 pases para 295 yardas con un pase de 14 yardas para touchdown a Mohamed Sanu en el cuarto periodo y la intercepción que Watt llevó hasta la zona de anotación. Adrian Peterson aportó un par de acarreos de touchdown de una yarda en la primera mitad por los Lions.

deportes@eleconomista.mx