En la pandemia, las personas que trabajan en tecnología tuvieron el mayor estancamiento y retroceso en habilidades que ya demandan los empleos del futuro. Las que laboran en los sectores de seguros, salud y bienes de consumo también quedaron rezagadas. En cambio, en las industrias de manufactura, servicios financieros y automotriz avanzaron más, según un reporte de Coursera.

“El futuro del trabajo es digital”, casi ninguna industria está exenta y la covid-19 lo aceleró, advierte el Informe de Habilidades de la Industria 2021 de la plataforma de cursos en línea. Datos de Microsoft indican que “la transformación de dos años se concentró en dos meses” y en las últimas semanas de marzo de 2020 la banda ancha tuvo el crecimiento que especialistas esperaban para todo el año, de acuerdo con el documento.

“Para mantener la velocidad de transformación, se necesitan habilidades de datos y tecnología”. Capacitar a los trabajadores y las trabajadoras en estos temas “impulsará el crecimiento” de las empresas y de los países, pues estas competencias darán muchos empleos, señala la plataforma global.

En 2020, el año en el que la pandemia entró de lleno a todo el mundo, había 41 millones de empleos digitales a nivel global. En 2021 se calcula que ya son más de 51 millones de plazas de este tipo, según el informe. Las previsiones, basadas en un reporte de Microsoft, indican que para 2025 serán 190 millones de trabajos de este tipo, un aumento de 360 por ciento.

Es decir, en cinco años habrá casi 150 millones de nuevos trabajos digitales y se distribuirán así:

  • Desarrollo de software, 98 millones
  • Manejo de datos y nube, 23 millones
  • Análisis de datos, aprendizaje automático e inteligencia artificial, 20 millones
  • Ciberseguridad, 6 millones
  • Privacidad y protección de datos, 1 millón

Sin embargo, saber cómo crear un programa o sobre ciberdatos no es suficiente para el “mundo del trabajo digital”. Las personas trabajadoras necesitan también de habilidades comerciales, sostiene Coursera.

El estrés de la pandemia, un factor

Para levantar el estudio, los especialistas de la plataforma de capacitación analizaron 10 industrias. Agruparon las competencias en tres tipos: negocios, tecnología y ciencia de datos, y para medir el dominio de cada una de ellas tomaron en cuenta 26 habilidades. De esa manera, el ranking general por sectores es el siguiente :

  1. Manufactura
  2. Servicios financieros
  3. Industria automotriz
  4. Servicios profesionales
  5. Telecomunicaciones
  6. Tecnología
  7. Energía y servicios públicos
  8. Seguros
  9. Salud
  10. Bienes de consumo

En 2020, el personal de tecnología se encontraba en la primera posición; en 2021 cayó a la sexta. “El año pasado, predijimos que las empresas de tecnología necesitarían permanecer profundamente comprometidas” para afrontar la “constante reducción de las habilidades dentro de su grupo de talentos”, apunta el informe. A ese problema se sumó el estrés de la pandemia y la demanda de aprendizaje.

Hace un año en la competencia de negocios, las trabajadoras y los trabajadores de tecnología se encontraban en el lugar 4. En esta nueva medición retrocedieron al décimo sitio, el último. En tecnología y en ciencia de datos estaban en la primera posición, como era de esperarse, pero ahora son el número 3 en ambas habilidades.

La aceleración digital también tomó por sorpresa a la industria de seguros, dice el reporte. Industria que sigue en los últimos lugares, aunque en el nuevo ranking, en cuanto a habilidades tecnológicas, subieron del número 10 al número 8. En el dominio de negocio, el personal que gestiona seguros está en el lugar 9.

Se avecina una crisis de competencias

El mercado de atención médica continúa creciendo, especialmente en una pandemia, por ello “la industria debe invertir en más habilidades digitales para sus trabajadores”. El personal de este sector cayó del octavo lugar en 2020 en la clasificación general, al noveno en 2021. “Ocupa el sexto lugar en el dominio de ciencia de datos, el séptimo en el dominio de tecnología y el octavo en el dominio empresarial”.

El personal de la salud que cree que la transformación digital es al menos importante creció de 61 a 86% en cinco años, apunta el informe. Por esa razón “los líderes de la industria deben cambiar el plan de estudios para dar prioridad a las habilidades digitales”.

Y sobre la industria de bienes de consumo, Coursera hace una advertencia: “Se encamina a una importante crisis de competencias”. En la clasificación general quedó en último lugar, el año pasado estaba en el noveno. Tomando en cuenta el crecimiento masivo del comercio electrónico, “queda claro por qué ponerse al día con las habilidades es un imperativo estratégico”.

En la competencia de negocio, las personas que trabajan en este sector quedaron en el lugar 7. En ciencia de datos, en el 9 y en tecnología, el 10. Las empresas eliminarán puestos de trabajo debido a la inteligencia artificial y la automatización, señala el reporte.

“Incluso la recopilación, el procesamiento y la visualización de datos relacionados con el cliente tiene un potencial de automatización de hasta el 70%”. Sin embargo, se están creando nuevos empleos, particularmente en ciencia de datos, desarrollo de software, inteligencia artificial y reparación y mantenimiento de robots. “Microsoft estima 4 millones de nuevos empleos tecnológicos en la industria de bienes de consumo para 2025”, detalla la firma.