Las licencias para hombres y mujeres “son una política importante para reconocer la carga del trabajo de cuidado, que generalmente no es remunerado y lo realizan predominantemente las mujeres”, remarca el reporte Maternidad y paternidad en el lugar de trabajo en América Latina y el Caribe, elaborado por Unicef.

México es uno de los países con las licencias de paternidad más cortas de América Latina. En Venezuela, Paraguay y, recientemente, Colombia, es donde más se ha avanzado, ahí los papás pueden ausentarse 14 días con goce de sueldo por el alumbramiento o adopción.