El papel del intelectual en nuestros días, reflexiona el poeta, ensayista e investigador Vicente Quirarte, miembro de El Colegio Nacional, es en términos generales el mismo que desempeñaba en el siglo XX.

“El intelectual tiene la obligación de ser, por un lado, la mala conciencia de su tiempo, como decía Saint-John Perse, lo cual no significa restarle grandeza a la poesía sino al contrario. En ese sentido, la gran lección de Ramón López Velarde fue descubrir que el sistema poético era un sistema crítico. Y esta lección ha permanecido por varias generaciones”, declara el también doctor en Literatura Mexicana en entrevista con este diario.

Quirarte es coordinador de la última parte del ciclo “López Velarde en su centenario”, que se puso en marcha este lunes y culminará el 11 de junio, en vísperas de la conmemoración del centenario luctuoso de aquel que días después de su fallecimiento el 19 de junio de 1921 fuera declarado como “el poeta nacional”, mote que el autor de “La suave patria” hubiera rechazado rotundamente.

“Todos los días se descubren nuevas cosas sobre él”, acota Quirarte. “Por ejemplo, Fernando Fernández redescubrió una novela de Artemio de Valle Arizpe, amigo de López Velarde, donde el poeta es el personaje central. Además, descubrió un retrato que hizo Roberto Montenegro, el cual junto con el dibujo de Saturnino Herrán que se conoció apenas el año antepasado fueron los únicos retratos en vida del poeta. Lo demás que nos queda son fotografías, también en un lenguaje muy peculiar. Yo creo que se puede hacer todo un ensayo sobre las fotos de López Velarde”.

 

Repensar la obra del poeta

“¿Qué es un poeta nacional? ¿Qué es un poeta oficial? Eso ha sido eliminado con el paso del tiempo. Se ha analizado por estudiosos como el propio Paz y José Emilio Pacheco. Decía Pacheco que un poeta que defiende la soledad del dandy que considera a la familia un vivero de infortunio no puede ser considerado un poeta oficial y nunca podrá ganar una elección en las buenas costumbres de la sociedad”, reflexiona el coordinador del ciclo.

Es por ello que “López Velarde en su centenario” se integra por cinco mesas. La primera, “Nuestro contemporáneo Ramón López Velarde”, con una participación internacional de estudiosos de su vida y obra, arrancó este mismo lunes. En los días siguientes se abordará al poeta zacatecano como personaje, habrá dos sesiones con nuevos puntos de vista críticos sobre su obra, una de ellas con la participación de poetas jóvenes, y finalmente una lectura conjunta de la obra del celebrado.

“Él era muy discreto con su vida personal y precisamente ese misterio es lo que nos obliga a buscar sus huellas. No tenemos todavía ‘La Suave Patria’ que López Velarde vaticinó, pero no dejamos de luchar por ella”, comenta finalmente Quirarte.

“La última flecha”

El Colegio Nacional prepara la publicación del libro “La última flecha”, cuyo título está basado en la prosa contenida en la antología “El minutero”, de López Velarde. El prólogo es escrito por Vicente Quirarte, quien además es editor junto con Juan Villoro. La edición presentará textos de miembros históricos del Colegio que han hablado del poeta mexicano, desde Antonio Castro Leal, pasando por Jaime Torres Bodet, Octavio Paz y Salvador Elizondo hasta Javier Garciadiego y Christopher Domínguez Michael.

Las mesas del ciclo:

*Lunes 7 de junio

“Nuestro contemporáneo Ramón López Velarde”

Participan: Christopher Domínguez Michael*, Martha Canfield y Alfonso García Morales

*Martes 8 de junio

“Ramón López Velarde como personaje”

Participan: Felipe de la Torre Villapando, Felipe Garrido y Ursus Sartoris

*Miércoles 9 de junio

“Nuevas lecturas de Ramón López Velarde”

Participan: Ernesto Lumbreras, Christian Peña, Israel Ramírez

*Jueves 10 de junio

“Nuevas lecturas de Ramón López Velarde (2)”

Participan: Elsa Cross, Luis Vicente de Aguinaga, Fernando Fernández, Carlos Ulises Mata.

*Viernes 11 de junio

“Poetas del país de sombra y fuego

Con la participación de 14 poetas.

Todos los días: 18:00 horas

ricardo.quiroga@eleconomista.mx