El domingo pasado se llevó a cabo en Arizona el espectáculo más exitoso de la industria del entretenimiento en la historia de la humanidad, la final del futbol americano de la NFL, mejor conocida como Super Bowl.

El primero se llevó a cabo en 1967 y el boleto de entrada para presenciarlo en el Memorial Coliseum de la ciudad de Los Ángeles y costó apenas 6 dólares. Desde entonces, todos los indicadores relativos a la famosa final de la copa de la NFL han tenido una impactante y ascendente trayectoria.

De entrada, el futbol americano es el deporte favorito de 35 % de los habitantes de Estados Unidos. El juego se lleva a cabo en estadios masivos con capacidad cercana o superior a los 80,000 asistentes. En la penúltima edición del Super Bowl los boletos se vendieron en un promedio de 2,862 dólares y los boletos en espacios con calefacción y palcos rondaban los 7,000. En el mercado negro las cifras pueden alcanzar hasta cuatro veces el valor original del boleto.

Cabe aclarar que esa edición del Super Bowl fue una de las menos exitosas considerando el clima y la lejanía del estadio para los seguidores de los equipos participantes, los Broncos de Denver y los Seahawks de Seattle.

En la XLIX edición, el equipo ganador, Patriotas, se hizo acreedor al codiciado trofeo Vince Lombardi, diseñado por Tiffany & Co, con un valor de 25,000 dólares, además de que cada jugador recibió un premio de 97,000 dólares.

A lo largo de la historia, el equipo que más finales ha ganado es Steelers de Pittsburgh, con seis trofeos, y en segundo y tercer lugar empatan 49ers de San Francisco y Dallas Cowboys, con cinco triunfos cada uno.

Durante el receso del medio tiempo, el show ha sido encargado a los artistas más famosos y exitosos del momento. En él han estado Paul Mc Cartney, Michael Jackson, Madonna y Bruno Mars. En esta ocasión el show estuvo a cargo de la exitosísima Katy Perry, quien actualmente preside la lista de los most followed en Twitter, con casi 65 millones de seguidores, dejando atrás al presidente Obama.

Se estima que los estadounidenses consumieron aproximadamente 14,300 millones de dólares en productos y mercancía relacionada con el Super Bowl, o un equivalente a 77.88 dólares por persona. También se estima que el evento generó una derrame de 500 millones de dólares a la economía del país y cerca de 100,000 visitantes al estado de Arizona.

Dentro de los grandes beneficiarios de este evento están la cadena oficial NBC, dueña de los derechos, quién cobró aproximadamente 4.5 millones de dólares por un spot de 30 segundos. También los fabricantes de cerveza, los cuales estimaron que el pueblo estadounidense consumió cerca de 325 millones de galones de cerveza en ese día.

El partido fue transmitido en vivo en más de 170 países y 25 diferentes idiomas. En Estados Unidos se volvió a romper récord de audiencia, siendo el programa más visto en la historia de la televisión con más de 114 millones de espectadores, superando la audiencia del año pasado en más de 2 millones de espectadores.

En México, a pesar de que cada vez es mayor el número de aficionados a este deporte, los números aún están muy por de bajo de los que se arrojan con el futbol soccer. Fuentes no oficiales hablan sobre ratings de 15 puntos para las últimas dos ediciones de este torneo, mientras que para las finales de futbol nacional superan por mucho los 16 puntos.

Sin embargo, la calidad de la transmisión, los comentarios e incluso la inversión que realizaron las televisoras nacionales fue realmente de admirarse. En especial creo que el trabajo de los cinco comentaristas del Canal 5, encabezado por Toño de Valdés y Enrique Burak, fue extraordinario.

En el mercado hispano de Estado Unidos, NBC Universo hizo su debut con la transmisión del Super Bowl XLIX, logrando un punto máximo de 457,000 espectadores (con un promedio de audiencia de 368,000 a través de la emisión) para su transmisión exclusiva en español. Esto lo convierte en el programa más visto fuera del futbol soccer en la historia del canal.

* Antonio Aja tiene su propio negocio ?de catering y es asesor externo ?para empresas como Televisa y Selmec Equipos Industriales.