La revista Nature publicó el primero de los dos controvertidos artículos sobre versiones mejoradas de laboratorio del mortal virus de la gripe aviar, que inicialmente generaron temores en Estados Unidos porque podrían ser utilizados como una receta para un arma de bioterrorismo.

La publicación del documento por Yoshihiro Kawaoka de la Universidad de Wisconsin, Madison, tuvo lugar después de meses de enconados debates que enfrentaron la necesidad de la ciencia de estar libre de censura contra la obligación de proteger al público de una pandemia de gripe potencialmente devastadora.

La gripe aviar es letal en las personas y se propaga entre aquellos que están en contacto cercano con aves infectadas, pero, hasta el momento, el virus conocido como H5N1 no tiene la habilidad de transmitirse fácilmente entre los humanos a través de los estornudos y la tos, y algunos científicos han comenzado a dudar de que eso sea posible.

Los estudios de Kawaoka y del doctor Ron Fouchier, del Colegio Médico Erasmus en Holanda, cambiaron esa visión demostrando que con unas pocas mutaciones genéticas, el virus podría transmitirse fácilmente entre los hurones, que son utilizados como una aproximación cercana a cómo el virus podría comportarse en las personas.

Hay personas que dicen que la gripe aviaria ha estado aquí hace 16, 17 años, y nunca alcanzó la transmisibilidad humana y nunca lo hará , dijo Malik Peiris.