El coronavirus cambió las reglas de juego y la vida de los niños. Las escuelas, los parques y hasta las fiestas de cumpleaños han sido alterados por el distanciamiento social durante la pandemia del covid-19.