La escultora colombiana Doris Salcedo recibió este lunes en Madrid el Premio Velázquez de Artes Plásticas 2010, que concede anualmente el ministerio de Cultura español, en una ceremonia que presidió el príncipe Felipe, heredero de la Corona.

Doris Salcedo (Bogotá, 1958) tiene "el don de un lenguaje propio que encuentra su origen en la capacidad de escuchar activamente a quienes son menos escuchados", "un lenguaje escultórico caracterizado por su rigor formal y por la sencillez de los materiales utilizados", elogió el Príncipe de Asturias.

La ministra española de Cultura, Angeles González-Sinde, alabó su "trayectoria impecable" y su "influencia y su peso internacional en el arte", y destacó que la obra de la artista colombiana "contiene un antídoto contra la barbarie".

Salcedo, que recibió el premio en el Museo del Prado, dijo que el galardón es un reconocimiento "a las víctimas de violencia política" de su país, en las que inspira sus obras.

El jurado del premio, dotado con 125.000 euros, reconoció "la madurez de su trayectoria y la calidad de su obra" y "su importancia determinante en la apertura a la escena internacional del quehacer de una nueva generación de artistas en Latinoamérica", según el ministerio de Cultura.

En anteriores ocasiones lo han ganado los españoles Antoni Tapies, Antonio López y Luis Gordillo, entre otros, además del mexicano Juan Soriano y el brasileño Cildo Meireles.