El invierno se acerca. Después de la muerte del rey, Robert Baratheon, y de la decapitación de su Mano, Ned Stark, en los siete reinos hay cinco reyes que buscarán el trono. En este punto continúa la fabulosa y atrayente historia creada por George R. R. Martin, Canción de hielo y fuego , en su segunda entrega titulada Choque de reyes (Plaza & Janés, 929 pp, $399), cuya versión televisiva acabamos de ver en la pantalla chica con el desarrollo de la segunda temporada de la inigualable teleserie Juego de tronos.

Los cinco reyes que ahora buscan el trono son: Joffrey, hijo del rey Robert, quien es coronado; Stannis y Renly, ambos hermanos del rey muerto, ellos alegan la ilegitimidad del joven Joffrey; Robb Stark, proclamado rey en el norte para que Invernalia pueda separarse de los siete reinos y con el objetivo de que él vengue la decapitación de su padre, Ned Stark, y salve a sus hermanas cautivas en manos de Joffrey; por último, Balon Greyjoy, quien se autoproclama Rey de las Islas de Hierro y del Norte cuando su hijo Theon, hasta entonces pupilo en Invernalia, acude a él con una solicitud de ayuda para Robb Stark.

Estas cinco personas proclamadas reyes pelean entre ellos, incapaces de encontrar una alianza que los favorezca, ni siquiera entre los hermanos del antiguo rey. Los cinco buscarán constantemente formas de combatir implacablemente al adversario, ya sea por medio de hechizos de los antiguos brujos de Asshai para matar a quien se interponga o con la preparación del fuego valyrio para atacar desde la ciudad –Desembarco del Rey– cuando llegue el asedio.

Hasta aquí la cosa es confusa. Tantas páginas (un promedio de 900 por tomo, y apenas vamos en el segundo de la saga Canción de hielo y fuego ) y tantos nombres nos hacen pensar en que las obras del realismo clásico ruso son apenas capítulos breves. De pronto nos damos cuenta de que el caos es el que verdaderamente manda en los siete reinos.

Es también el caos en que los vasallos de los Lannister toman prisioneros a los que serían nuevos miembros de la Guardia de la noche, entre ellos Arya Stark, que iba de camino a Invernalia, y los llevan a Harrenhal, lugar que sirve como fuerte del ejército de Tywin Lannister. En la guerra, Robb, el rey en el norte, gana todas sus batallas y en una de ellas toma prisionero a Jaime Lannister.

Los hermanos Baratheon pretenden luchar entre ellos al buscar los dos el trono de hierro, ya que saben que Joffrey, producto del incesto entre Cersei y Jaime Lannister, no es el rey legítimo.

Basta de anécdotas para destacar uno de los aspectos más interesantes de esta segunda entrega: la historia de Daenerys, quien en aquella enigmática ciudad encuentra la fuerza con la que logrará regresar a los siete reinos.

En esta entrega, G. R. R. Martin deja a un lado a los caminantes blancos (que son la gran incógnita del primer libro y también de la primera temporada de la serie) para centrarse en Mance Rayder, el rey más allá del muro y el gran pueblo que ha juntado a lo largo de muchos años, el pueblo libre.}

  • Choque ?de reyes
  • Editorial: ?Plaza & Janés
  • Páginas: 929
  • Precio: $399

[email protected]